Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4×4, renovando un best-seller

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 vista frontal

Todos están pendientes de Hyundai. La marca coreana lleva años conquistando cada vez más mercado en Europa y ahora, con el nuevo Hyundai Tucson, llega una nueva generación de modelos que suponen un importante paso adelante para la marca, ofreciendo un producto mucho más maduro y atractivo. No hemos querido dejar pasar la ocasión de hacer una prueba del Hyundai Tucson, escogiendo para ello la versión tope de gama en gasolina, con el motor 1.6 TGDI de 176 CV, con cambio automático de doble embrague y siete velocidades y tracción 4×4.

El nuevo Hyundai Tucson es de vital importancia para la marca. Tiene la labor de sustituir al Hyundai ix35, un modelo que supuso una revolución en la marca, convirtiéndose en su best-seller. Dando un paseo por la calle veremos que por el momento el Tucson está cosechando muy buenos resultados, siendo muy fácil verlos rodar. Las estadísticas de matriculaciones lo confirman. Por eso todas las marcas que tienen un SUV en el segmento C no le quitan ojo de encima a Hyundai.

Diseño europeo para conquistar

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 vista lateral

Aunque el Hyundai ix35 supuso una importante evolución con respecto al Hyundai Tucson original, la tercera generación del SUV lleva el aspecto del diseño a un nuevo punto. El Hyundai Tucson ha sido diseñado en Europa, pensando principalmente en los gustos europeos y eso se deja notar.

La carrocería del Hyundai Tucson mide 4,47 metros de longitud, 1,85 metros de anchura y 1,66 metros de altura. Su batalla es de 2,67 metros. Ha sido esculpida siguiendo el lenguaje de diseño Fluidic Sculpture 2.0, logrando una imagen muy atractiva, con una carrocería musculada con unos apreciables pases de rueda y un nervio lateral que recorre toda la carrocería desde la altea delantera hasta la trasera de forma ascendente, marcando también la tendencia de la línea de cintura. Sus faros rasgados y la parrilla de grandes dimensiones le confieren su personalidad en la parte delantera, mientras que en la zaga destaca por un aspecto más robusto al tener una menor superficie acristalada.

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 vista trasera

Su aspecto exterior es moderno, estilizado y agresivo, con una estampa mucho más imponente que la del Hyundai ix35. Los coreanos saben que entrar por los ojos es importante como primer paso, luego ya habrá tiempo de conocer más virtudes. Si además, acompañamos al Hyundai Tucson con llantas de aleación de 19” como las de nuestra unidad (acabado Style tope de gama), gana enteros en presencia pese al color marrón de la carrocería.

Más diseño y calidad en el interior

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 interior salpicadero

El salpicadero del Hyundai Tucson también muestra un diseño mucho más europeizado que el del ix35, que estaba repleto de formas extrañas. El diseño es agradable y todo está bien ubicado. En la parte superior se encuentra el equipo multimedia con pantalla táctil. Cuando circulamos por la noche la pantalla puede apagarse con un botón para evitar que nos deslumbre.

Más abajo se encuentran todos los controles del climatizador bizona, los asientos térmicos y el volante calefactado. Bajo estos hay un generoso hueco portaobjetos con dos tomas de 12V, USB y toma AUX. A la izquierda del volante se encuentra el reóstato del cuadro de relojes y los botones relativos a los sistemas de ayuda a la conducción y el portón de maletero eléctrico.

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4climatizador

Desde el volante multifunción podemos controlar el teléfono, el equipo multimedia y el control de crucero y limitador. Es intuitivo. Tras el mismo está el cuadro de relojes, de lectura sencilla y con relojes de velocidad, revoluciones, temperatura del motor y nivel de combustible. La pantalla multifunción a color completa esa información con el ordenador de abordo, la información multimedia, las indicaciones de la navegación u otros datos del vehículo.

En la consola central se ubica la palanca de cambios, dos posavasos y los botones que controlan la tracción, los sistemas de asistencia al aparcamiento, el control de descensos y los modos de conducción.

La calidad de acabados y ajustes es buena y está en la línea del segmento. No hay crujidos ni desajustes en los materiales y muestra solidez. La parte superior del salpicadero y las puertas es de plástico blando, dejando en el resto campar a sus anchas a los plásticos duros. Los apoyabrazos de las puertas están tapizados, pero en este aspecto el nuevo Kia Sportage, como rival directo y con elementos en común, está mejor resuelto al tener gran parte de los paneles de puerta tapizados, ofreciendo una mayor calidad.

Mucho espacio interior

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 plazas traseras

El Hyundai ix35 ya ofrecía buenos niveles de habitabilidad interior, pero en el Hyundai Tucson las cotas mejoran. Las plazas delanteras gozan de gran amplitud y los asientos permiten múltiples ajustes. Solo se echa en falta que el apoyabrazos central sea deslizable. El confort de los pasajeros delanteros está garantizado por los asientos calefactados y ventilados que hacen que este Tucson se desmarque de sus rivales generalistas.

En la segunda fila de asientos hay mucho espacio para los ocupantes. El pasajero central viajará más incómodo al tener un asiento y respaldo más duros y sin forma, con menos altura libre al techo y un túnel central entre las piernas. Los dos pasajeros de los laterales no tendrán problemas de espacio en ninguna de sus cotas y podrán disfrutar de unos respaldos traseros que son reclinables, así como de salidas de aireación en las plazas traseras, tomas USB y asientos calefactados, esto último algo inusual en el segmento.

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 maletero

El maletero ofrece un volumen líder en el segmento de 488 litros de capacidad, con unas formas bastante aprovechables. Bajo el suelo se encuentra la rueda de repuesto, con una llanta de aleación de 19” idéntica a las otras cuatro de este Hyundai Tucson. Ese gran detalle práctico resta volumen al maletero, ya que los que equipan kit reparapinchazos tienen 513 litros de capacidad. Además, la rueda de repuesto hace imposible guardar la bandeja cubremaletero bajo el piso, debiendo dejarla en la parte más cercana a la boca de carga, con un anclaje para evitar que se mueva.

El portón del maletero en los acabados Style es de accionamiento eléctrico y cuenta con una función que abre automáticamente el portón al permanecer unos segundos junto al mismo con la llave en el bolsillo. No obstante, esta funcionalidad en ocasiones no trabaja bien.

Un motor fino y enérgico

prueba-hyundai-tucson-ygdi-176-cv-4x4-4

La versión que hemos probado, con el motor 1.6 TGDi de 176 caballos, será casi con total seguridad la menos vendida de la gama del Hyundai Tucson, aunque no por ello es menos interesante para quien no vaya a recorrer muchos kilómetros o quien busque una buena respuesta a los mandos de un SUV.

La única configuración disponible para este motor viene acompañada de la caja de cambios automática de doble embrague y siete velocidades, así como de la tracción total 4×4. El otro motor gasolina disponible en la gama es el 1.6 GDi atmosférico de 131 CV, que solo puede asociarse a cambio manual y tracción al eje delantero.

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4

Al arrancar este motor lo primero que apreciaremos será un refinamiento absoluto. El motor es muy silencioso, incluso desde el exterior, mientras que las vibraciones son imperceptibles. No tiene Stop & Start y no lo echaremos en falta, ya que cuando estamos parados en un semáforo no sabemos si el motor está encendido o no. Eso siempre es un punto a favor de cara al confort, especialmente en tráfico urbano.

No podemos aplicar ese refinamiento del motor, desgraciadamente, a la caja de cambios automática de doble embrague y siete velocidades. La caja ofrece unos cambios rápidos y casi imperceptibles cuando estamos circulando, pero a bajas velocidades su funcionamiento es mejorable. De cara a efectuar maniobras puede resultar algo brusca, ya que no es tan progresiva como un convertidor de par que se controla más fácilmente con el freno. Pero lo peor no es eso. Si dejamos al coche avanzar sin pisar el acelerador, habrá un momento en el que notaremos unas pequeñas vibraciones, como cuando un coche hace amago de calarse. Si no fuese por eso, tendríamos una redondez absoluta en cuanto a refinamiento.

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 cambio automático siete velocidades

De este Hyundai Tucson 1.6 TGDi de 176 CV hay que decir que a veces en las salidas se muestra algo torpe. Para solucionarlo podremos recurrir al modo de conducción Sport o acelerar con más contundencia, para que al coche le quede claro que queremos brío, alegría, salsa. La caja de cambios ofrece manejo manual desde la palanca, pero no hay levas en el volante disponibles, una pena.

Este Hyundai Tucson me ha gustado por las buenas prestaciones que brinda su mecánica. Especialmente en el modo Sport, que hace una mejor gestión del cambio, apurando más las marchas y circulando con una mayor reserva de potencia. El modo Sport también actúa sobre la dureza de la suspensión y el mapeado del motor, siendo más responsivo al acelerador. Adelantar o ganar velocidad con rapidez es una tarea sencilla para el Hyundai Tucson turbo de gasolina en cualquier circunstancia.

Consumos en el Hyundai Tucson turbo de gasolina

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 cuadro relojes

El punto que puede resultar más negativo para este motor, son los consumos de gasolina. Más que porque sean altos, porque son muy sensibles al uso. En recorridos en autovía hemos conseguido la mejor cifra de la prueba, de 8,2 litros, aunque en otro recorrido, con viento en contra, la cifra ascendió hasta los 9.9 litros.

Lo cierto es que hasta que no hice el viaje de vuelta entre Vitoria y Madrid no vi bajar el consumo medio de los 10 litros o cifras muy cercanas. Por ahí se ha movido en recorridos en carretera, sin ser exigentes. En ciudad las medias de 12 o hasta 14 litros si somos un poco más dinámicos no son de extrañar. Es evidente que son consumos elevados, pero si no se van a recorrer muchos kilómetros, el consumo no es una prioridad y se busca refinamiento y prestaciones, este Tucson turbo gasolina de 176 CV me parece un coche recomendable.

Mejora abismal en comportamiento dinámico

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4

Ya hemos visto que en diseño y calidad de acabados la mejora del Hyundai Tucson con respecto al Hyundai ix35 es palpable. Si hablamos de comportamiento dinámico, aquí la mejora es abismal.

El nuevo Hyundai Tucson ofrece un tarado de suspensión más firme, que mantiene mucho mejor las inercias de la carrocería. Al ix35 le faltaba flotar en el agua para llamarlo barca con todas las de la ley. A esa mejora le acompaña una dirección más directa y con más peso que transmite más confianza al atacar curvas y que implica hacer menos correcciones de trayectoria. La mejora en cuanto a aislamiento también se aprecia y en general el nuevo Tucson es un coche silencioso. El tacto del freno sigue siendo algo artificial y poco progresivo, con una primera parte del recorrido que actúa poco sobre los frenos.

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4

La suspensión más firme, unida a las llantas de aleación de 19” del acabado Style hacen que en zonas rotas el confort disminuya, y también son elementos más incómodos si buscamos salir del asfalto. Desde el punto de vista práctico, las llantas de aleación de 17” son más interesantes, aunque estéticamente puedan quedar pobres. En el modelo turbo de gasolina no hay posibilidad de montar otras llantas.

Conducción off-road

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 vista frontal

Como muchos otros rivales, el Hyundai Tucson no es el coche más apropiado para hacer una conducción off-road que vaya más allá del tránsito por pistas y caminos. En primer lugar, nuestro acabado Style cuenta con unos neumáticos de asfalto de 19″ que se pueden dañar con facilidad en zonas muy pedregosas, además de que perjudican notablemente al confort en estas situaciones. Para salir del asfalto es mejor optar por otra versión del Tucson, con llantas de 17″.

El Hyundai Tucson tampoco es un coche sobresaliente por cotas. Su altura libre al suelo es de 17 centímetros, cuando algunos rivales superan los 20. Además, su ángulo de ataque de 17,2º es especialmente malo. El ventral es de 18,6º y el de salida de 23,9º.

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 vista trasera

Como elementos de ayuda para la conducción fuera del asfalto contamos con la ayuda al arranque en pendiente y el control de descensos. El funcionamiento de este último no nos ha gustado ya que es brusco en su funcionamiento, al no mantener constantemente la misma velocidad. Cuando el coche se embala un poco más de la cuenta, el sistema frena, y así sucesivamente, en lugar de aplicar los frenos de una forma constante y progresiva. El bloqueo de diferencial central con reparto 50:50 puede ayudarnos a franquear algunos obstáculos y mejorar la motricidad en situaciones más complicadas.

Ayudas a la conducción en el Hyundai Tucson

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 ayudas a la conducción

El Hyundai Tucson ha mejorado mucho en cuanto a seguridad activa, equipando multitud de sistemas que hacen la conducción más segura. Los más notables en este nuevo crossover son el asistente de cambio involuntario de carril, el avisador de ángulo muerto y la frenada automática de emergencia. En este aspecto, para tener un equipamiento de lo más completo solo se echa en falta el control de crucero adaptativo.

El asistente de cambio involuntario de carril actúa sobre el volante para mantener el coche dentro de las líneas y evitar salidas de vía. Su funcionamiento es muy similar al Active Lane Assist de Volkswagen, aunque este último está más perfeccionado. El Hyundai Tucson, cuando activamos el sistema, está continuamente haciendo pequeñas correcciones de volante para mantener la trayectoria y puede resultar molesto, pese a que el sistema cumple su cometido. El avisador de ángulos muertos nos avisa mediante unos indicadores en los retrovisores de la presencia de coches. Tiene un aviso acústico para advertirnos cuando damos el intermitente y tenemos un coche en la zona de riesgo. Su funcionamiento es adecuado.

Equipamiento Hyundai Tucson

Hyundai Tucson Essence

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4

Las luces LED diurnas bajo los antinieblas son de serie en todos los acabados

  • Llantas de aleación de 16″
  • Cuatro elevalunas eléctricos
  • Regulador y limitador de velocidad
  • Volante multifunción
  • Bluetooth
  • Aire acondicionado
  • Sensor de luces
  • Sensor de aparcamiento trasero
  • Luces LED diurnas

Hyundai Tucson Klass (suma a Essence)

  • Llantas de aleación de 17″
  • Raíles de techo
  • Climatizador bizona
  • Conductos de aireación en plazas traseras
  • Pilotos traseros LED
  • Dirección asistida ajustable
  • Retrovisores de plegado eléctrico

Hyundai Tucson Tecno (suma a Klass)

Hyundai Tucson asientos traseros calefactados

Desde el acabado Tecno dispone de asientos traseros calefactados, algo poco usual

  • Asientos delanteros y traseros calefactados
  • Alerta de cambio involuntario de carril
  • Navegador
  • Cámara trasera de aparcamiento
  • Acceso y arranque sin llave
  • Sensor de aparcamiento delantero
  • Reconocimiento de señales de tráfico

Hyundai Tucson Style (suma a Tecno)

  • Llantas de aleación de 19″
  • Asientos delanteros ventilados
  • Tapicería de cuero
  • Asientos de ajuste eléctrico
  • Portón trasero manos libres
  • Techo solar panorámico
  • Avisador de ángulos muertos
  • Faros LED

Precios Hyundai Tucson

Prueba Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 vista trasera

Los precios del Hyundai Tucson mostrados en la siguiente lista no incluyen descuentos promocionales ni ayudas a la compra como el Plan PIVE.

Motor Cambio Tracción Acabado Precio
1.6 GDi 131 CV Manual 6v 4×2 Essence 23.915 €
1.6 GDi 131 CV Manual 6v 4×2 Klass 25.645 €
1.6 GDi 131 CV Manual 6v 4×2 Tecno 27.965 €
1.6 T-GDi 176 CV DCT 7v 4×4 Style 39.295 €
1.7 CRDi 115 CV Manual 6v 4×2 Essence 25.865 €
1.7 CRDi 115 CV Manual 6v 4×2 Klass 27.595 €
1.7 CRDi 115 CV Manual 6v 4×2 Tecno 29.915 €
2.0 CRDi 136 CV Manual 6v 4×2 Klass 29.295 €
2.0 CRDi 136 CV Manual 6v 4×2 Tecno 32.015 €
2.0 CRDi 136 CV Manual 6v 4×4 Tecno 34.115 €
2.0 CRDi 136 CV AT 6v 4×4 Tecno 36.315 €
2.0 CRDi 136 CV Manual 6v 4×4 Style 38.1845 €
2.0 CRDi 184 CV AT 6v 4×4 Style 42.845 €

Opinión del editor

Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4
  • Valoración del editor

  • Puntuación 4 estrellas
29.915 a 42.845

    • Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4
    • Reseña de:
    • Publicado el:
    • Última modificación: 7 de marzo de 2016
    • Diseño exterior
      Editor: 90%
    • Diseño habitáculo
      Editor: 70%
    • Plazas delanteras
      Editor: 85%
    • Plazas traseras
      Editor: 80%
    • Maletero
      Editor: 80%
    • Mecánica
      Editor: 75%
    • Consumos
      Editor: 70%
    • Confort
      Editor: 85%
    • Precio
      Editor: 70%

    Resumen: El Hyundai Tucson 1.6 TGDI 176 CV 4x4 pasa por nuestras manos para demostrarnos la evolución experimentada por el modelo con respecto al ix35, mejorando en seguridad, confort y comporamiento dinámico. Hyundai renueva su best-seller.

    Pros

    • Estética
    • Equipamiento
    • Refinamiento y prestaciones

    Contras

    • Consumos sensibles
    • Cambio automático a baja velocidad
    • Tacto del freno

    Galería de imágenes:

    Te puede interesar

    Un comentario

    1.   Sergio Ruiz González dijo

      Ha estado bien sus mejoras y se ve que tendrá muchas ventas, pero a ver si podrá superar las ventas del anterior Hyundai ix35.

    Escribe un comentario