DS es la firma premium de reciente creación del grupo francés PSA. Su origen, rememorando al Citroën DS 19 de 1955, y diseño vanguardista la están ayudando a posicionarse como una marca premium. Su gama de modelos aún es corta, pues cuenta con tres integrantes (a la espera de que lleguen más versiones) y está basada en la de su hermana Citroën. El urbano 3 es el encargado de abrir la gama proponiendo una carrocería con 3 puertas y otra de corte cabrio y techo de lona. A nivel técnico está basado en el anterior Citroën C3, pero por equipamiento, calidad interior, gama mecánica y opciones de personalización se situaba un paso por delante.

El DS 4 es el modelo que se encarga de cubrir el segmento compacto. Al igual que el 3, cuenta con los afamados bloques gasolina PureTech y diesel BlueHDi con potencias que van desde los 130 cv hasta los 211 cv de la versión 1.6 THP Sport. Está basado en el actual Citroën C4 pero su calidad y diseño varía pues las puertas traseras del DS 4 están camufladas para darle un aire coupé. Además, presenta la variante Crossback que gracias a una suspensión más elevada, protecciones en los bajos y barras de techo simula ser un todo camino.

Cierra la actual gama del fabricante francés el DS 5. Esta berlina de representación y diseño hatchback recuerda poderosamente al DS 19. Está basado en la anterior plataforma del Citroën C4 Picasso pero por calidad interior, equipamiento y gama mecánica es el modelo más avanzado de la firma. Además, es el único modelo de la marca que incorpora gracias una versión híbrida diesel eléctrica tracción a las cuatro ruedas y 200 cv de potencia.

Para terminar, antes de que acabe el año llegará al mercado el nuevo SUV DS 7 Crossback. Está asentado sobre la moderna plataforma EMP2 y cuenta con elementos tecnológicos de primer nivel. Es el modelo encargado de estrenar la nueva suspensión DS Active Scan Suspension o la conducción autónoma con el sistema DS Pilot. Su calidad interior y gama mecánica lo han de situar con los mejores modelos del segmento.