Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive, reafirmando un concepto propio

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

A veces el mercado del automóvil, en su infinita oferta, sorprende con modelos difíciles de catalogar, difíciles de etiquetar en un segmento concreto. En aguas de nadie, en esta tierra sin dueño, encontramos al Kia Soul, un nombre que no responde ni al de un SUV, ni al de un familiar, pero que, con las pilas cargadas, aterriza nuevamente en este paraje baldío con un objetivo concreto, el de encontrar finalmente el camino que le lleve a la consagración. Nosotros, por supuesto, no hemos querido perdernos esta actualización. Es por ello que nos apresuramos a presentaros la prueba del Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive, reafirmando un concepto propio.

Es cierto, este coreano se sale de todo lo predicho. No es nada en concreto y lo es todo. En una carrocería de 4,14 metros de largo, 1,80 de ancho y 1,59 de alto el Soul promete espacio, diseño, calidad y personalidad, mucha personalidad. De primeras parece que lo de ser personal lo cumple, verás pocas líneas como ésta. Pero, ¿y el resto? ¿De verdad el Kia Soul es tan completo? Y, lo más importante. ¿De veras el coreano ofrece algo que sus competidores no pueden darnos? Vamos a comprobarlo.

Más agresivo, sobre todo en su frontal

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

Para empezar, la estética de este modelo es lo que verdaderamente representa el concepto Soul (alma). Si lo ves de frente sientes que te has encontrado con otro SUV del segmento B, pandilla en donde nos encontramos como sabéis a los Nissan Juke, Renault Captur o Fiat 500X entre otros. Mirada agresiva sacada de unos pilotos puntiagudos, grandes y bien posicionados en una parte frontal con empaque, con músculo.

Por delante gusta, han conseguido sacarle genio a la cara de la primera generación marcando más las facciones y consiguiendo con ello una imagen más deportiva y agresiva que, en mi opinión, es un acierto. El problema es cuando el frontal se esconde y pasas al perfil, encontrándonos con una línea que no es la de un SUV ni la de un monovolumen y que realmente te deja frío. La superficie acristalada no sobra, al contrario, la línea de cintura es alta y los pasos de rueda están marcados, bravo por estas tres soluciones. Vale, pero es que la línea no cae en ningún momento y termina como la esquina de un microondas, es decir, recta, sin ninguna emoción.

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

En cuanto a la zaga, más de lo mismo. Los delgados pilotos recorren buena parte de esta zona mezclándose en el negro de la carrocería que bien combina con el blanco. La luna trasera es justa y el resto de accesorios que componen la parte trasera, como el voluminoso paragolpes, acertados, pero todo queda encajado en un encuadre demasiado cerrado, demasiado rectangular. Y es que nos persiguen las formas del temido microondas…

Aunque, pensándolo fríamente, son cada uno de estos detalles lo que hacen diferente al Soul, los que les desvinculan de las líneas clásicas, tradicionales, de los trazos esperados, los que ya conocías. Su punto fuerte tal y como ocurría en la primera generación es la personalidad que sale de cada esquina al mismo tiempo que nuestra curiosidad nos reta a conocerlo más. He de decir que no es en absoluto una estética que me agrade, quizás la parte delantera sí pero el resto no termina de convencerme. Pero soy consciente de que precisamente es esta una de las claves de su existencia, y por ello, chapó.

Interior sensato, limpio, de calidad y con mucho, mucho espacio

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

Para el interior los diseñadores de Kia no arriesgan y se preocupan en hacer de este espacio un lugar cómodo, armonioso, que guste entrar en él. Lo consiguen gracias a un interior realmente ordenado, donde todo está aglutinado en una consola central pequeña, contorneada del popular negro brillante que a mí no termina de convencerme pero que sí alegra la vista. En ella encontramos más botones de lo que podría haber rodeando una pantalla táctil desde la que controlamos el sistema multimedia con facilidad.  El único atisbo de personalidad en el habitáculo es la forma de los altavoces del salpicadero, redondos y adornados de cromados que recuerdan a los de las berlinas de gama alta.

Por otro lado es destacable que el interior del Kia Soul ofrezca calidad suficiente para enfrentarse a cualquier enemigo. Tenemos partes forradas en piel sintética en esta unidad, materiales blandos en las zonas más altas y solo tacto duro en las más bajas. Las butacas agarran tu espalda realmente bien y te sitúan en una posición de conducción alta, tanto que si miras el morro, la amplitud del salpicadero y la línea de cintura que termina cerca de tu hombro, tienes la impresión de ir subido en un carro de combate. Me gusta mucho el volante de tres radios, deportivo y de correcto grosor, y me convence también el cuadro de instrumentos, aunque por pedir quizás podría darte más información el ordenador de abordo acerca del vehículo.

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

El maletero es su punto débil

De lo que no tengo ninguna pega es del espacio. Otra de las claves de este Kia Soul es sin duda el espacio para las plazas delanteras y el que encontramos en las traseras. Con unas medidas que apenas superan los cuatro metros pocos podrían imaginar lo espacioso que resulta el surcoreano. La altura de la que disfrutamos consigue que incluso los ocupantes altos encuentren su sitio con facilidad e igualmente ocurre con el espacio que ofrece para las rodillas, incluso en el asiento del medio. Una alegría que dura poco, malas noticias, el maletero es de lo más pequeño de su categoría, únicamente 238 litros de cubicaje. Y por ponerte un ejemplo el de Nissan Juke, baúl que tampoco es la panacea, ofrece 354 litros. Al menos las formas si resultan aprovechables y con los asientos abatidos se convierten en 1.367 litros además de contar con un doble fondo de 116 litros.

El 1.6 CDRi 128 CV, motor lineal, correcto y suficiente

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

El juego ha empezado hace rato y comenzamos a adivinar las cartas de esta mano. El diseño de este Kia Soul te puede gustar o no, pero te aseguro que encontrarás pocos como él. La calidad es buena  y el poder de personalización anima el conjunto. Y el espacio es sobradamente suficiente dentro del habitáculo y peligrosamente necesario en el maletero. Vale, pero, ¿y el comportamiento dinámico? ¿Cómo se comporta el Soul en marcha? Vamos a ello.

La gama mecánica del Kia Soul incluye dos motorizaciones, una gasolina y otra diésel. Si hablamos de la primera te puedo decir que se trata del bloque de 1.6 litros GDI que rinde 132 caballos de potencia y 161 Nm de par. Su consumo medio oficial es de 6,5 l/100 km y su velocidad máxima de 185 km/h. En cuanto a la segunda opción, la alternativa diésel, te cuento que estamos ante un motor también de 1.6 litros en este caso CRDi que desarrolla 128 CV y 260 Nm de par. Es la mecánica que monta nuestra unidad de prueba y por lo tanto, la que vamos a pasar a analizar. Su carta de presentación son los 5,0 l/100 km que promete de media y, en resumen, la buena relación prestaciones-consumos que aseguran que aseguran que ofrece.

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

Y te puedo decir que este motor 1.6 CRDi de 128 CV es como ese compañero de clase que conoces, callado, tímido, pero que conoces en profundidad y tiene mucho pero que mucho que contar. No impresiona cuando pisamos el pedal derecho, no nos dejará pegados al asiento, pero en cambio cuando menos lo esperamos hemos adelantado y estamos de vuelta en nuestro carril. Corre, es que esto es lo destacable, corre más de lo que necesita un coche de estas características, pero no lo notas en tus carnes, es tan lineal que pasa desapercibido. Y es que desde las 1.800 rpm va abriendo la mano poco a poco hasta pasadas las 4.200 rpm que es cuando te enseña todo lo que tenía escondido.

Este Kia Soul viene equipado con tres modos de conducción que actúan directamente en la dirección, Confort, Normal y Sport, cada uno con un carácter diferente. Mientras que el Normal deja que sea tu estilo de conducir el que mande, el Confort adecua el vehículo a una situación más relajada. Al margen de los dos se sitúa el Sport, que te reta a que saques el lado más travieso de este asiático, endureciendo ligeramente la dirección.

Esta sería la explicación sobre el papel de los tres modos de conducción, aunque en la práctica no es todo blanco o negro. Si es cierto que en mi opinión el modo Confort es el adecuado para enfrentarte a la caótica ciudad, pero las diferencias entre el Normal y el Sport son ínfimas. Prácticamente no notas una cambio alguno en el tacto de la dirección, es en líneas generales se mantiene inalterada. Aunque si es cierto que tengo que decirte que el mayor tiempo de la prueba he viajado con el modo Normal y el Kia Soul se ha adaptado correctamente a cada situación a la que le enfrentaba.

Un tipo blando que busca complacerte

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

Al margen del corazón, en líneas generales el cuerpo del Kia Soul, con 1.383 kg. de peso, es blando, busca la comodidad como quien busca la caja de aspirina en día de resaca. En autovía el aplomo es correcto, es en los cambios de apoyo cuando la carrocería, con sus formas altas, baila en ocasiones demasiado. La dirección no ayuda, encontrándola poco directa y con poca firmeza incluso en el modo Sport que antes os mencionaba. Aunque solo es perceptible si le exigimos un punto extra, si buscas algo más de dinamismo. En una conducción normal, se mueve sin mayores sobresaltos. Por otro lado el tacto de la palanca de cambios, pese a que los recorridos están bien guiados, no son cortos ni resultan realmente precisos.

Es por ello que te digo que donde el Kia Soul se siente más cómodo es en la ciudad. Sus formas compactas ayudan a que se mueva como pez en el agua y la altura que ofrece el puesto de conducción te lleva a lo mismo, más visibilidad y más soltura. Además a la hora de aparcar la dirección, asistida electrónicamente, es muy cómoda de utilizar y con el equipamiento orientado a tal fin esta tarea se consigue con la misma sencillez con la que enciendes la televisión.

Si hablamos de consumos antes te índico lo que declara oficialmente: 5,0 l/100 km de consumo medio con 4,4 l/100 km extraurbano y 6,1 l/100 km urbano. Del mismo modo las emisiones de CO2 son de 132 g/km. Ahora, en la realidad, la media total de toda la prueba en donde de los 2.000 km recorridos unos 1.000 han sido por autovía es de 6,5 l/100 km. En carretera nacional consigue de media unos 5,7 l/100 km y en autovía, a 120 km/h, ronda los 6 l/100 km. En ciudad nos hemos encontrado con no menos de 7 l/100 km, nada mal sabiendo que declara más de 6 l/100 km.

Equipamientos Kia Soul

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

El Kia Soul ofrece tres niveles de equipamiento, Concept, Drive y Emotion. El precio de salida es de 12.901 euros con descuento promocional y desde el primer acabado incluye por ejemplo faros antiniebla delanteros, control de crucero y limitador de velocidad, encendido de faros automático y Sistema de Audio Bluetooh con cámara de asistencia al estacionamiento. Igualmente dependiendo del acabado podremos escoger entre una lista u otra de colores para la carrocería. Analicemos en profundidad estos acabados.

Concept

  • Bluetooh
  • Sistema de Audio con cámara de asistencia al estacionamiento
  • Tapicería en tela
  • Sensor de luces
  • Control de crucero y limitador de velocidad
  • Volante multifunción
  • Elevalunas eléctrico delantero y trasero
  • Aire acondicionado
  • Faros antiniebla delanteros
  • Colores disponibles: Vanilla Shake, Clear White, Cherry Black, Inferno Red

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

Drive (añade al anterior)

  • Volante y palanca de cambios en piel
  • Acabado piel sintética en puertas
  • Lunas tintadas
  • Red de maletero
  • Luces diurnas LED
  • Carrocería bitono
  • Pilotos traseros LED
  • Climatizador
  • Colores disponibles: Vanilla Shake, Clear White, Cherry Black, Inferno Red, Cherry Black/Inferno Red, Inferno Red/Cherry Black, Clear White/Inferno Red.

Emotion (añade al anterior)

  • Pack SUV
  • Techo solar panorámico
  • Acceso y arranque sin llave
  • Sistema de Audio Infinity
  • Navegador
  • Panel de instrumentos tipo Supervision 4,3”
  • Sensores de aparcamiento traseros
  • Colores disponibles: Vanilla Shake, Clear White, Cherry Black, Inferno Red

Precios Kia Soul

Prueba Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive

Motor Cambio Acabado Precio
1.6 GDi 132 CV Manual 6v Concept 12.901€
1.6 GDi 132 CV Manual 6v Drive 14.601€
1.6 CRDi 128 CV Manual 6v Concept 14.301€
1.6 CRDi 128 CV Manual 6v Drive 16.001€
1.6 CRDi 128 CV Manual 6v Emotion 19.626€

Los precios están sometidos a promociones, Plan PIVE y descuentos propios. No podemos irnos sin mencionar la versión eléctrica, el Kia Soul EV que desarrolla 109 caballos de potencia y posee una autonomía de 200 kilómetros. Su precio actualmente es de 15.990 euros con un descuento de más de 15.000 euros. Este modelo lo pudimos probar en la presentación nacional.

Opinión del editor

Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive
  • Valoración del editor

  • Puntuación 3.5 estrellas
12.901 a 19.626

    • Kia Soul 1.6 CRDi 128 CV Drive
    • Reseña de:
    • Publicado el:
    • Última modificación: 8 de octubre de 2015
    • Diseño exterior
      Editor: 60%
    • Diseño habitáculo
      Editor: 75%
    • Plazas delanteras
      Editor: 90%
    • Plazas traseras
      Editor: 90%
    • Maletero
      Editor: 65%
    • Mecánica
      Editor: 85%
    • Consumos
      Editor: 80%
    • Confort
      Editor: 85%
    • Precio
      Editor: 85%

    Resumen: El Kia soul representa un concepto propio dentro del segmento B-SUV, aunque no está limitado solo a este registro.

    Pros

    • Motor
    • Precio
    • Espacio

    Contras

    • Diseño
    • Tacto blando
    • Maletero

    Galería de imágenes

    ¿Cuánto vale tu coche?
    ¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
    Tasar coche GRATISTasar y vender coche
    Te puede interesar

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *