El Audi TT estrena acabado S line Competition plus ¿Su canto del cisne?

El Audi TT es uno de los pocos deportivos «a buen precio» que quedan en el mercado. La primera generación fue un auténtico éxito y marcó el lanzamiento de rivales que jamás hubieran existido de no llegar él. Sin embargo, con el paso de los años y la expansión de los SUV´s su hegemonía se ha diluido en demasía. Tanto, que el Grupo Volkswagen se está planteando no desarrollar un relevo para el actual y centrarse en otro nicho más rentable.

Las especulaciones apuntan a que será un modelo eléctrico e incluso una especie de SUV deportivo. No obstante a día de hoy no hay anuncio oficial que arroje luz sobre su futuro. Con todo, no podemos olvidar que el actual Audi TT sigue a la venta y que todavía debe mantener su imagen para captar a los pocos clientes que ponen sus ojos en él. Por ello, la marca ha decidido lanzar una nueva versión llamada S line Competition plus.

El Audi TT llegó a mercado en 2014 y su relevo aún no está claro

Como es de esperar, la imagen del Audi TT S line Competition plus no varía respecto al resto de versiones de la gama. Para diferenciarlo, sus responsables han decidido incluirle algunos aditamentos deportivos del paquete exterior S line. Para ver cuáles son, tenemos que fijarnos en la rejilla frontal, las entradas de aire laterales, las molduras de los umbrales de las puertas o el difusor deportivo que adorna la zaga.

El segundo paquete exterior que combina el Audi TT S line Competition plus es el black styling package. Con él la carrocería suma accesorios en negro de alto brillo. Se extienden por la parrilla Singleframe, las entradas de aire, los retrovisores laterales, las molduras de las puertas, la inserción del difusor y el alerón. También tienen un acabado pintado de negro los cuatro anillos de Audi, las salidas de escape o las llantas de aleación de 19 pulgadas.

Artículo relacionado:
El Audi TT está en serios problemas, pues podría no tener sucesor

Por su parte, el interior del Audi TT S line Competition plus ofrece una imagen sobria. El habitáculo basa sus acabados en el paquete S line como se puede apreciar en los tonos o los asientos deportivos tapizados en Alcántara negra. Como complemento, se puede elegir entre los tonos Express Red o Ara Blue para las costuras a contraste. También están los Tango Red (para el Coupé), Turbo Blue o Slate Grey para el túnel central y las salidas de aire.

La carrocería Roadster también está disponible en esta versión especial. Los cambios que aporta se centran en unas barras anti vuelco acabadas en negro. Por último, la carrocería puede estar vestida en varios tonos, como los Turbo Blue, Tango Red, Glacier White y Chronos Grey. A nivel mecánico, la única versión disponible corre a cargo del bloque 45 TFSI con 245 CV de potencia, tracción total quattro y transmisión automática de 7 relaciones. ¿Su precio? En Alemania parte de los 47.316.30 euros, en España aún no sabemos si llegará.

Fuente – Audi


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.