El BMW Serie 8 Gran Coupé luce musculoso, deportivo y peligroso

El segmento premium es el que menos está sufriendo la caída generalizada de ventas que vive el sector del automóvil. Prueba de ello, es que firmas como Ferrari, BMW o Mercedes-Benz no paran de incrementar sus números. Por esta razón, la ofensiva de producto en las gamas más altas de estos fabricantes es cada vez mayor. El mejor ejemplo lo tenemos en el BMW Serie 8 Gran Coupé, el nuevo buque insignia de la firma alemana.

Hasta su llegada, el modelo insignia de la Bayerische era el Serie 7. Sin embargo, el público demanda modelos pasionales, a la par que funcionales. De esta forma, BMW decidió resucitar de sus cenizas a la Serie 8. Sobre él, ha creado una oferta muy amplia, añadiendo a las carrocerías Coupé y Cabrio el más funcional y elegante Gran Coupé. Ahora, tras la filtración de hace unos días, ya tenemos con nosotros oficialmente este modelo.

El BMW Serie 8 Gran Coupé luce, simplemente, espectacular

El BMW Serie 8 Gran Coupé es una de las grandes novedades del año. La casa alemana necesitaba, casi con carácter urgente, un rival para los Porsche Panamera o Audi A7 Sportaback, y con él, se sitúa a gran altura. Para ello, utiliza sus mismas armas, aunque podríamos decir que con un punto de elegancia superior. De esta forma, luce una carrocería de líneas musculosas que se mantiene fiel a las líneas que ya lucen sus hermanos de gama.

Artículo relacionado:
El BMW Serie 8 Gran Coupé se escapa antes de tiempo con esta filtración

El principal cambio, respecto a los Coupé y Cabrio radica en la caída del techo y la integración del tercer volumen. A ello, hay que añadir un tamaño exterior mayor, pues ha ganado 23 centímetros extra hasta alcanzar los 5,08 metros de largo. La anchura es de 1,93 metros y la altura crece en 6,1 centímetros para situarse en los 1,40 metros. Por último, la distancia entre ejes crece en 20 centímetros para situarse en los 3,02 metros.

Para favorecer un incremento en la habitabilidad interior, el parabrisas está menos inclinado. La disposición de la luneta trasera es más tendida, para favorecer un mejor acceso a la boca del maletero. En conjunto, la integración de líneas horizontales con una mayor longitud, aporta al conjunto dinamismo y elegancia. Por último, no podemos pasar por alto las salidas de escape dobles con contorno trapezoidal situadas una a una en el paragolpes trasero.

Interior amplio y soberbio, aunque de acceso complejo

El interior del BMW Serie 8 Gran Coupé presenta un mayor espacio habitable que los Coupé y Cabrio. Ahora, cuenta con cinco asientos, aunque su disposición está enfocada a un 4+1. La razón es sencilla: las plazas traseras exteriores cuentan con espacio y comodidad generosas, pero la central goza de menores cuidados. Ésto se debe a que el túnel central es muy voluminoso, restando espacio a los pies y otorgando dureza a la banqueta.

Otro punto criticable, aunque entendible en este tipo de vehículos, es el acceso a la fila trasera. A pesar de que la altura ha crecido 6 centímetros, la apertura de las puertas y la caída del techo obligan a realizar maniobras de contorsionismo. Sin embargo, el Serie 8 Gran Coupé presenta dos aspectos prácticos. El primero, la banqueta trasera es abatible en proporciones 40/20/40 y el segundo, que la capacidad del maletero es de 410 litros.

El nivel de calidad del Serie 8 Gran Coupé se mantiene al mismo nivel que el resto de la familia. En él, abundan los materiales nobles como cuero, fibra de carbono o madera. A estos agasajos, hay que añadir unas posibilidades tecnológicas y de seguridad sin parangón. De esta forma, no faltan el Head-Up Display, Driving Assistant, advertencia de colisión y peatones con función de frenado en ciudad o alerta de tráfico cruzado y de colisión trasera.

Oferta mecánica conocida y una nueva incorporación: el 840i

La oferta mecánica del BMW Serie 8 Gran Coupé ya es conocida. Cuenta con el bloque gasolina V8 biturbo que da vida a la versión 850i xDrive de 530 CV de potencia. En diésel, está el 840d xDrive que cobra vida gracias a un 3.0 litros con una potencia de 320 CV. La transmisión asociada a ambas versiones, obligatoriamente, es el conocido Steptronic de ocho relaciones por convertidor de par.

Además, aparece una tercera versión denominada 840i. Está movida por un bloque seis cilindros en línea de gasolina con 3.0 litros de cilindrada. Rinde una potencia de 340 CV y, a diferencia de sus hermanos, puede asociarse a la tracción total xDrive o a la propulsión trasera. Por ahora, se desconoce la llegada de una hipotética versión deportiva M con más de 600 CV de potencia.

Fuente – BMW

Te puede interesar
¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.