El Ford Puma Titanium X muestra sus garras antes de desfilar en Frankfurt

El Ford Puma ha sido una de las grandes sorpresas del año. Cuando la casa del óvalo azul anunció que resucitaría esta denominación con formato SUV, todos entramos en shock. Ahora, una vez ha sido presentado y conocemos sus detalles, parece que la situación ha cambiado. Cierto es que un SUV es un SUV y a los que no nos apasionan, no nos termina de encajar, pero ellos han logrado crear un producto atractivo y muy interesante.

Para acercarlo al público, Ford ha decidido que debute en el inminente Salón del Automóvil de Frankfurt. En la cita bávara habrá una unidad muy especial, pues lucirá el acabado Titanium X. Con él, completarán su oferta y apuntarán de lleno hacia lo más granado del segmento, los DS 3 CrossBack o Audi Q2. Aún así, el Ford Puma Titanium X se ha dejado ver antes de tiempo, anunciando que tiene mucho que decir, y sobre todo, ofrecer.

El Ford Puma Titanium X apuesta por el detalle premium

La estética exterior del Ford Puma Titanium X apuesta por incluir elementos propios que lo separan del resto de acabados de la gama. Así, agrega unas llantas de aleación de diseño exclusivo, 18 pulgadas y terminación en Gris Perla. A su alrededor hay un paquete de cromados que se extiende por varias zonas de la carrocería. Completan estos cambios unas lunas tintadas o la posibilidad de contar con techo solar panorámico.

Si pasamos al interior, el habitáculo se torna más serio y elegante. Para ello, cuenta con apliques terminados en madera oscura. Los asientos, de diseño revisado, integran función masaje y las fundas pueden ser lavables. Para ello, cuentan con cremalleras, a fin de facilitar las funciones de desmontaje. En cuanto a tecnología, no faltará el cargador inalámbrico para móviles o un sistema de sonido B&O con 575 vatios.

Artículo relacionado:
El nuevo Ford Puma mantiene en un cuerpo de SUV su alma felina

El nivel tecnológico del Ford Puma Titanium X será elevado. Así, no faltarán elementos como portón posterior de accionamiento eléctrico, asistente al aparcamiento manos libres, faros LED, aviso pre-colisión, detector de peatones, alerta de objetos en ángulo muerto o alerta por cambio involuntario de carril. El climatizador automático bi-zona o los sensores de luz y lluvia también formarán parte del equipamiento.

Por último, toca hablar de la oferta mecánica. Hasta que el diésel 1.5 EcoBlue aterrice, sólo están disponibles dos versiones en gasolina. Ambas giran en torno al bloque turboalimentado tricilíndrico 1.0 EcoBoost Hybrid con 125 o 155 CV de potencia. Gracias a la red eléctrica auxiliar de 48 voltios y al sistema de desconexión de cilindros permitirá un ahorro de combustible y prestaciones significativas. Más información, tras el Salón de Frankfurt.

Fuente – Ford

Te puede interesar

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche