A Google le roban documentos sensibles de sus coches autónomos: Uber en el punto de mira

Google Waymo

La carrera por el coche autónomo se está volviendo tan dura que las marcas se están “puteando” a lo bestia. Uber y Google son dos de las firmas (no dedicadas al automóvil directamente) que más dinero y medios han invertido en el diseño y desarrollo de sus coches autónomos. Sin embargo, la guerra por tener a los mejores ingenieros y profesionales les podría pasar factura, puesto que el conocimiento que atesoran es muy elevado y podrían darse situaciones de espionaje industrial.

Como todos sabemos, Google decidió separar el diseño de sus coches autónomos de su negocio de internet. Para ello creó Waymo y la dotó de autonomía y profesionales para que el proyecto avanzara a buen ritmo. Sin embargo el problema que está atravesando ahora la empresa especializada en internet, radica en la salida de uno de sus ingenieros de su nueva insignia Waymo.

Volvo XC90 autónomo Uber

Según hemos podido saber, por la denuncia que Google ha presentado ante el fiscal federal de San Francisco, la empresa ha sufrido el robo de una serie de documentos. Al parecer estos documentos contienen información sensible sobre el diseño de sus coches autónomos y ahora se acusa a Uber de estar detrás de esta rocambolesca historia.

Al parecer, Anthony Levandowski, un ex empleado de Google podría haberse llevado esta documentación a su nuevo puesto de trabajo. Sin embargo la historia se complica pues este señor habría planeado una jugada maestra. Al parecer habría copiado unos 14.000 archivos y los habría usado para crear Otto, su propia empresa para crear coches autónomos. Hasta ahí podría parecer normal, pero la cosa se complica al saber que Uber se ha hecho con esta empresa por un importe de 680 millones de dólares.

Como es lógico pensar, la duda de si el gigante del transporte de personas tiene la documentación es más que plausible. Y todo cuando después de haber adquirido Otto Uber ha empezado a realizar las pruebas de sus propios coches autónomos. Además, Google sostiene que otros empleados también se han llevado documentación antes de pasar a trabajar para Otto (Uber), por lo que la inversión de 500 millones de dólares que realizaron ellos se la ahorraron en Uber.

La denuncia que ha presentado Google se basa (siempre según ellos) en pruebas definitivas. Una de ella es que Uber emplea en sus coches autónomos su sistema Lidar y por tanto se podría demostrar que ellos se han hecho de forma indebida de su tecnología. Habrá que ver si la demanda prospera y Google obtiene una compensación por el robo de su tecnología. Ojo porque esta historia puede ser muy jugosa.

Fuente – Google

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche
Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *