Prueba Audi S3 S tronic, pura eficacia sobre cuatro ruedas

Prueba Audi S3 S-tronic

Curva a la derecha, toco freno, bajo una marcha y una banda de cornetas y tambores acompaña mis movimientos como si fuera un paso en una procesión. Antes de que acabe el giro mi pie derecho me pide a gritos que busque el pedal del acelerador como si no hubiera mañana. No puedo decirle que no, y es que parece que voy metido en un coche de Scalextric o que me ha poseído el alma de Ayrton Senna. La salida es tan limpia, tan eficaz, que entran ganas de sacar la mano por la ventanilla y pedir una ovación, pero no para el torero, sino para el toro.

Perdona, no quiero ser maleducado y empezar a contarte esta historia de manera tan desordenada. Hasta llegar al punto en el que me encuentro, han pasado un par de horas. Por entonces mi día transcurría como otro normal, hacía sol y la temperatura era media. Aunque había un pequeño detalle que iba a llevarse de un plumazo la rutina, un detalle de 300 caballos de potencia y tracción a las cuatro ruedas. Estaba a punto de encontrarme por fin con uno de los compactos deportivos del momento, con todo un veterano en este campo. Ahora sí, toca decir, bienvenidos a la prueba del Audi S3 S-tronic, tan correcto que sería el yerno perfecto.

Audi S3 Vs Audi RS3

Prueba Audi S3 S-tronic

Recuerdo que mientras bajaba por el ascensor que te lleva al garaje pensaba en que con la llegada finalmente de la versión más radical de la gama del A3, el Audi RS3, si el S3 no habría perdido algo de protagonismo. Son 367 caballos de potencia los del RS, 67 más que el S3. Y su motor es un 2.5 litros de cinco cilindros mientras que el del S monta un cuatro cilindros de 2.0 litros, ambos turboalimentados. El primero hace el 0-100 km/h en 4,6 segundos y nuestro protagonista, montando la transmisión S tronic como lleva nuestra unidad escogida, lo hace en 4,8 segundos.

Por lo pronto no me parecen los argumentos del RS3 tan irresistibles como para decantarme por él sin pensarlo dos veces. Y es que luego está el precio. El Audi S3 parte en 44.100 euros, unos 15.000 euros menos que su hermano más potente que arranca en 59.860 euros. Eso sí, el RS3 monta de serie el cambio automático. Además este último solo puede escogerse en la versión Sportback, nada que ver con el S3 que dispone de hasta cuatro tipos de carrocería. Nadie discute que el Audi RS3 es el rey de la gama, por ello tiene el honor de llevar estampadas las siglas RS. Pero tampoco me podréis discutir que el “pequeño” de la familia deportiva del A3 tiene mucho que decir en esta historia.

Atractivo por fuera y por dentro

Prueba Audi S3 S-tronic

Pasillo, pasillo, puerta y finalmente ahí estaba. Carrocería de tres puertas, un blanco inmaculado para colorear la fachada y detalles en negro para hacer de contraste. En realidad si al lado estuviera descansando un Audi A3 TDI con paquete S line, podríamos jugar al juego de las siete diferencias y nos costaría llegar a terminarlo. Los detalles diferenciadores pasan por los emblemas de esta versión S3, las llantas de 18 pulgadas en diseño de cinco aspas dobles y una salida de escape cuádruple que realmente es la que marca las diferencias y se coloca como su mejor carta de presentación.

El paseo por su carrocería fue justo, tenía ganas de subirme en él. Junto a él había un imponente RS6 Avant descansando que daba incluso miedo. No tardé en acomodarme en estos asientos deportivos. Me gusta el diseño, me gusta la anchura que tienen y el agarre, una sujeción que no llega a ser incómoda pero si eficaz con lo que permiten comodidad en marcha a la vez que nos mantienen bien amarrados. En ellos, como no, la firma inconfundible S3. Es cierto que la configuración escogida no me pareció la más acertada. El cuero de los asientos claro no parece el mejor tono para combinar con un color blanco exterior, aunque créeme que este pensamiento se esfumó de mi cabeza al arrancar su motor.

Prueba Audi S3 S-tronic

Estruendo en el garaje, parece el título de una película de risa. Los de Audi han cuidado ese detalle que tanto nos gusta en una versión deportiva, al arrancar los escapes emiten un solo de tambor que despierta hasta a un perezoso. Antes de colocar el selector en D seguí analizando el habitáculo. Tal y como ocurre en el exterior, pocos detalles diferencian esta versión de otra cualquiera. Encontramos el apellido de esta variante en el volante deportivo, achatado y de grosor perfecto, en el cuadro de instrumentos o en los asientos, como ya os he contado. Al margen de esto, el mismo diseño que vemos en un A3 convencional.

Puesto de conducción perfecto y calidad interior como tónica general

Prueba Audi S3 S-tronic

He de deciros que el interior del compacto me parece, si no el mejor, uno de los mejores del mercado. La estética es realmente buena, el salpicadero es limpio, con pocos botones, y la calidad es una de sus claves. Encontramos cuero ocupando varios rincones de las puertas, la consola central se orienta al conductor y guarda en su interior la pantalla del sistema multimedia que se esconde al apagar el encendido (o voluntariamente mediante un botón). Un recurso que me gusta no solo por el detalle de guardarse, sino porque la pantalla de la que te hablo es firme, y no como la de uno de sus competidores directos el Mercedes Clase A que parece que te esté diciendo “mírame pero no me toques”.

El puesto de conducción te sitúa en una posición baja. Encontramos buen espacio en las plazas delanteras y suficiente para dos personas en las traseras. Si quieres utilizar el del medio procura que a quien le toque no sea demasiado alto. A pesar de la caída coupé hay hueco para la cabeza y las rodillas se colocan en una posición cómoda. Y en cuanto al maletero, ya sabes que es también uno de los mejores del mercado con 365 litros y unas medidas bastante aprovechables.

Motor 2.0 TFSI de 300 CV

Prueba Audi S3 S tronic 300 CV

No parece que 300 caballos descansen bajo el aislante del motor

Escrita la teoría, la parte aburrida de esta historia, quiero empezar a contarte lo importante, cómo he llegado hasta el punto que me encuentro. Antes de nada, te presento. Motor gasolina TFSI de cuatro cilindros y 2.0 litros que cuenta con una potencia de 300 caballos y un par que llega hasta los 380 Nm. La encargada de gobernar todos estos potros salvajes se llama S tronic, la caja automática de doble embrague de Audi que para el S3 que cuenta con seis velocidades. Igualmente si los prefieres puedes escoger la transmisión manual del mismo número de relaciones. Además, y para poner cordura a esta locura, la siempre eficaz tracción total Quattro de la compañía.

Compañero para todos los días

Prueba Audi S3 S tronic 300 CV

El Audi drive select lo convierte en un coche polifacético

Hasta llegar al escondite en donde quería perderme con este compacto de armas tomar, quedaba cruzar la ciudad de Madrid que por la hora me temía que no me iba a dejar irme de rositas. No me equivocaba, el tráfico era intenso, pero me venía como anillo al dedo para probar si el Audi S3 solo era animal salvaje o también podía ser doméstico. Aunque cuenta con un as bajo la maga, y este as son los modos de conducción de los que dispone el Audi drive select, que te lo ponen fácil para adaptarte a cualquier situación.

Quedaban pocos kilómetros para llegar, al fin había salido de la caótica urbe y hacía balance de esta primera parte de la prueba. Realmente puedes coger todos los días tu Audi S3 y llevártelo al trabajo. Al seleccionar el modo confort esta firmeza de la suspensión sigue golpeando tus riñones como si estuviéramos a manos de Mohamed Ali, aunque sí es cierto que se vuelve algo más tolerante con ellos y le da un respiro a este órgano renal. La suspensión es dura por definición, no hay discusión, pero tampoco taladra tu espalda en cada bache.

Sus medidas de compacto permiten que no sea una tortura bailar con el tráfico. La dirección, asistida electrónicamente, se adapta a la velocidad y es cómoda y suave a la hora de aparcar o de realizar maniobras. Y la caja automática, conocida en el mercado, trabaja apaciblemente, sin brusquedades. Por supuesto todo tiene su parte mala, y aquí son los consumos. Cifras que luego analizaremos.

Corazón de corredor de maratón

prueba-audi-s3-8

Paisaje serpenteante y mis pulsaciones comenzaban a dispararse. Modo dynamic activado. Este modo de conducción afecta a varios apartados, desde el sonido hasta la respuesta del motor. Curva a la derecha, toco freno, bajo una marcha y una banda de cornetas y tambores acompaña mis movimientos como si fuera un paso en una procesión. He llegado al punto donde comenzaba este relato y a donde he estado deseando llegar desde que me subí al Audi S3.

Los 300 caballos de potencia empujan sin remordimientos, sin compasión. Hasta pasadas las 7.000 vueltas este motor no desfallece y muy temprano comienza a darte energía. Lo noto lleno desde el régimen más bajo, en el momento en el que comienzas a emocionarte y pisas con alegría el pedal. No hay apenas retardo de turbo, la entrega es lineal, es progresiva, aunque te deja pegado al asiento con una facilidad pasmosa.

El nuevo Audi S3 mejora en todos los apartados respecto a la anterior generación. Tanto el motor como la tracción y el chasis han tenido horas de tratamiento para conseguir elevar el poderío dinámico del compacto deportivo. Entre otras mejoras podemos destacar la del turbo, que ahora es más grande, o la del chasis, que pesa 60 kg. menos que el de su predecesor. Además esta versión está 25 mm. más cerca del suelo que cualquier A3. Todo para conseguir el mejor rendimiento.

El novio que todos los padres querrían para su hija

prueba-audi-s3-7

Sigo contándote lo que siento, y la mayoría de mis sensaciones llegan al mismo punto, eficacia. Es el yerno perfecto, el hijo que todas las madres quisieran, el novio que todas las chicas desearían. Es correcto, sabe comportarse, pero cuando toca desmelenarse es el primero que se apunta. Esto es gracias al chasis y la tracción, dos de las principales claves del S3. El esqueleto de esta variante hace un trabajo impecable. No hay balanceo, no hay un mínimo de atisbo de pérdida de control. Y es que rodando tan fino es un gustazo merendarme giro tras giro como voy haciendo en este momento.

Si bien es cierto que a algunos les dejará fríos. Es tan buen chico que puede llegar a aburrir. Todo está bajo control, y es que así crees tener las manos de Carlos Sainz. La tracción total no permite que haya pérdidas de agarre, está atenta a todo. Antes de salir de la curva mi pie busca el pedal derecho como marco buscaba a su madre. Abro gas con ganas y él ni se inmuta. Acelera, sale como un tiro de la curva y aquí no ha pasado nada.

Como explicártelo con palabras. No es una bala o un cohete, es un misil. Sabe perfectamente hacia donde tiene que ir y va, no hay más. La dirección trabaja igualmente para conseguir que este Audi S3 pueda moverse con tanta limpieza. Es directa, intuitiva y aunque no transmita todo lo que esta ocurriendo en la carretera es muy fácil gobernarla. Por otro lado la transmisión, automática de seis velocidades, es rápida, muy rápida, y con el modo secuencial puedes pasarlo como un niño chico.

Consumos realmente buenos, pero no abuses de la ciudad

Prueba Audi S3 S-tronic

Con la cosa en calma echo un ojo al navegador a bordo para ver qué nos dice en cuanto a consumos. Oficialmente declara un consumo medio de 6,9 l/100 km, 8,8 l/100 km urbanos y 5,9 l/ 100 km extraurbano. Y la realidad es que en carretera nacional a 100 km/h ha conseguido una cifra de 6,6 l/100 km y en autovía a 120 km/h no ha pasado de 7,4 l/100 km, unas cifra francamente buenas porque no se disparan frente a lo declarado oficialmente. En urbano la cosa cambia y es que es difícil por no decirte imposible bajar de los 10 l/100 km de media.

El Audi S3 arranca en 44.100 euros con cambio manual de seis velocidades. Hay disponible una caja de cambios automática de doble embrague ,como ha sido nuestro caso, también de seis marchas. Tenemos tres tipos de carrocerías más en la gama, señalando el Sportback de cinco puertas, el Cabrio y el Sedán. Frente a la competencia cabe destacar que es más barato que un BMW M135i, aunque es menos potente. Los consumos son mejores y la cifra de aceleración, que en el Audi S3 es de 4,8 segundos de 0-100 km/h, es semejante.

Equipamiento Audi S3

  • Audi Drive Select
  • Arranque en pendiente
  • Faros de xenón
  • Volante multifunción
  • Suspensión deportiva S
  • Climatizador bi-zona
  • Asientos deportivos
  • Start/Stop
  • Control de velocidad
  • Luz diurna LED
  • Tracción total Quattro
  • Cristales tintados
  • Freno electromecánico
  • Llantas de 18 pulgadas

Precios gama Audi S3

Prueba Audi S3 S tronic 300 CV

Motor Cambio Carrocería Precio
2.0 TFSI 300 CV Manual 6v Coupé 44.100€
2.0 TFSI 300 CV S tronic 6v Coupé 44.645€
2.0 TFSI 300 CV Manual 6v Sportback 45.620€
2.0 TFSI 300 CV S tronic 6v Sportback 46.105€
2.0 TFSI 300 CV Manual 6v Sedán 46.320€
2.0 TFSI 300 CV S tronic 6v Sedán 46.775€
2.0 TFSI 300 CV Manual 6v Cabrio 53.300€
2.0 TFSI 300 CV S tronic 6v Cabrio 56.200€

Opinión del editor

Audi S3 S tronic 300 CV
  • Valoración del editor

  • Puntuación 4.5 estrellas
44.100 a 44.645

    • Audi S3 S tronic 300 CV
    • Reseña de:
    • Publicado el:
    • Última modificación: 26 de Octubre de 2015
    • Diseño exterior
      Editor: 90%
    • Diseño habitáculo
      Editor: 95%
    • Plazas delanteras
      Editor: 90%
    • Plazas traseras
      Editor: 80%
    • Maletero
      Editor: 90%
    • Mecánica
      Editor: 95%
    • Consumos
      Editor: 85%
    • Confort
      Editor: 80%
    • Precio
      Editor: 70%

    Resumen: El Audi S3 es uno de los compactos deportivos más importantes del mercado premium. Su motor de 300 CV sumado a la tracción total hacen de él un modelo eficaz y divertido.

    Pros

    • Puesta a punto
    • Respuesta del motor
    • Calidad de acabados

    Contras

    • Consumo urbano
    • Pocos accesorios exclusivos
    • Espacio en la tercera plaza trasera

    Galería de imágenes

    ¿Cuánto vale tu coche?
    ¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
    Tasar coche GRATISTasar y vender coche
    Te puede interesar

    Un comentario

    1.   Halll dijo

      Saludos a todos…

      Felicidades por la prueba.
      Hace no mucho probaron el Sti…
      Mi pregunta es la siguiente…
      En un tramo de 2 y tercera a fondo, cual de estos dos vehiculos ganaria, con conductores ya expertos…

      Se abre debate

    Escribe un comentario