Los 10 “ingredientes” que necesita todo coche para ser divertido de conducir

Que un coche sea divertido no significa que te cuente chistes. Muchos conductores, la gran mayoría, utilizan su coche para desplazarse del punto A al punto B. Otros, una minoría, además de para eso, también conducimos por diversión, por puro placer. Si nuestra pasión es conducir, ese sentimiento de disfrute se amplificará notablemente si lo hacemos con el coche adecuado.

Coches para divertirse en carretera abierta hay muchos, pero muy pocos en el mercado actual, y casi ninguno con un precio relativamente económico. Es por ello que muchos apasionados busquen y adquieran coches en el mercado de ocasión. Bajo nuestro punto de vista, estos son los 10 ingredientes que necesita todo coche divertido y relativamente económico.

Tamaño relativamente compacto

Como la diversión no está en vías rápidas como autopistas o autovías, sino en las carreteras reviradas, es fundamental que no sea un coche demasiado grande. Unas dimensiones contenidas, aunque penalizan en autopista, se traducen en una mayor agilidad a baja velocidad. Los cambios de dirección son más rápidos y las reacciones más vivas en coches de menor tamaño que en vehículos más grandes. Además, unas dimensiones contenidas siempre estarán relacionadas con bajo peso, ¿verdad?

Ligereza

Relacionado con lo anterior, al igual que buscamos unas dimensiones contenidas, también es importante que el coche sea ligero. Cuanto más ligero, mejor. Menos peso significa mayor agilidad, menores inclinaciones de la carrocería, más estabilidad, mejor capacidad de frenado, aceleración más fulgurante y, además, un menor coste de combustible. Como veis, las ventajas de la ligereza son múltiples.

Chasis rígido, pero no unas suspensiones extremadamente duras

Personalmente, no considero necesario que un coche tenga unas suspensiones extremadamente duras para disfrutarlo en carretera. Las carreteras reviradas, como los puertos de montaña, no siempre presentan un asfalto exquisito, por lo que llevar el coche como una tabla solo empeorará el comportamiento. Tiene que ser dura, pero no extrema. Que el chasis sea rígido sí es un plus, porque reduce las torsiones del coche sin comprometer el confort y mejora la calidad de rodadura.

Neumáticos no demasiado anchos

Instalar neumáticos anchos tiene muchas ventajas, como incrementar el agarre lateral, mejorar la capacidad de frenado, la tracción… Aunque suene algo contraproducente, como en una carretera no se va ni mucho menos a buscar tiempos, sino a disfrutar, utilizar buenos neumáticos pero no demasiado anchos garantiza que encontraremos el límite del coche antes, sin ir a velocidades excesivamente elevadas. Las reacciones cuando lleguemos a este límite serán más controlables por parte del conductor, más suaves y progresivas, por lo que el disfrute será mayor.

Motor de gasolina con un bonito, que no escandaloso, sonido de escape

Aunque creo que este ingrediente no era necesario citarlo, que ya se daba por hecho, nunca debe faltar una mecánica de gasolina con un dulce -o ronco- sonido de escape. Cuando buscamos diversión en un coche, el sonido que emana por el escape incrementa nuestra experiencia de conducción, nuestro placer. Particularmente no soy partidario de un sonido ensordecedor para rodar por carretera, pero sí que se deje notar. Por otro lado, tampoco son necesarios muchos cientos de caballos para disfrutar. Es más, muchas veces se disfruta más con una potencia justa antes que sobrada.

Dirección directa

Si tu objetivo es pasártelo bien con un coche en una carretera de curvas, más vale que no te topes con un volante de demasiado diámetro o con una dirección muy desmultiplicada, tienes casi todo el placer perdido. El volante y, por ende, la dirección es lo que nos permite guiar nuestro coche. Si queremos disfrutar, nos interesa que sea rápida y directa, que obedezca muy rápido a nuestras órdenes sin necesidad de tener que hacer grandes movimientos con los brazos y, a ser posible, sin tener que soltar las manos del volante.

Si es posible, que sea de propulsión trasera

La propulsión trasera siempre es más divertida de conducir que la tracción delantera. Sin embargo, es cierto que hay coches de tracción delantera muy eficaces y divertidos, que te permiten jugar con pequeños sobrevirajes de forma segura. Entre ellos, por ejemplo, puedo citar los Abarth 500, MINI Cooper S, Suzuki Swift Sport o Ford Fiesta ST. Coches pequeños y de reacciones vivas, pero fácilmente controlables. Eso sí, considero que un Mazda MX-5 o un Subaru BRZ/Toyota GT86 son más pasionales.

Buena transmisión manual

Estos son los coches deportivos que hemos en Actualidad Motor en 2018

Siempre se ha dicho que no hay nada como una buena caja de cambios manual para sentir la conducción y sentir realmente el control. Es cierto que las nuevas cajas automáticas son muy rápidas, efectivas y cómodas, pero nunca tendrán el canto de una transmisión manual de recorridos cortos y marcados, así como el juego con el pedal de embrague. ¿Estás de acuerdo?

Pedales bien colocados y con buen tacto

Totalmente relacionado con lo anterior, ya que tenemos tres pedales, que estén bien ubicados. Me refiero a que la diferencia de altura del freno y el embrague, así como la distancia entre sí, no sea muy grande. El motivo es simple, poder realizar con facilidad la bonita maniobra del punta-tacón; dando un toque de gas mientras frenamos y reducimos una marcha para facilitar el engranaje, evitar bloqueos de rueda y cuidar toda la parte mecánica desde el embrague a la rueda.

Coste de mantenimiento económico

Por último, creo que es importante escoger un coche que no sea excesivamente caro de comprar ni de mantener. Es un fastidio no poder salir a rodar con tu coche, a disfrutarlo, porque sea un coche muy caro de mantener. Ya no me refiero a combustible, sino a elementos de desgaste o mantenimiento. Por supuesto, intenta informarte antes de comprarlo y busca opiniones sobre si se trata de un coche fiable o si bien es un modelo que da bastantes averías (y el coste de las mismas).

Queremos conocer tu opinión. Si no estás de acuerdo con estos “ingredientes” que nosotros consideramos ideales, si crees que un coche tiene que tener algo más para ser realmente un vehículo divertido de conducir, dínoslo. Ya sabes que puedes hacerlo dejándonos un mensaje en los comentarios. Te puede interesar
¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche

Categorías

Deportivos, Especiales

Amante de todo lo que se mueva gracias a la energía de un motor y apoye en asfalto a través de neumáticos. Durante mi infancia buscaba, entre los coches estacionados, el velocímetro con la cifra de velocidad punta más alta. Por fortuna para mí, en aquellos tiempos no estaban de moda los cuadros digitales. Aprender, aprender y aprender.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.