Prueba Ford Kuga Ecoboost 150 CV 4×2, motor, conducción y consumos (con vídeo)

Prueba Ford Kuga Ecoboost 150 CV Consumo

Ayer comenzaba una nueva semana, y con ella una nueva prueba en ActualidadMotor. Poníamos nuestra mirada sobre el Ford Kuga, la segunda generación del SUV compacto de la marca del óvalo, del que analizábamos su diseño así como su habitabilidad. Hoy es el momento de conocer su comportamiento, su motor y su consumo.

Para ello hemos seleccionado el motor 1.6 Ecoboost de gasolina, 4 cilindros y 150 caballos de potencia. Una alternativa curiosa en este segmento dominado por mecánicas diésel. Hay que sumar un cambio manual y la tracción simple que, si no somos de rodar por terrenos con mala adherencia, nos bastará y, de paso ahorraremos algunas décimas en consumo.

4 alternativas mecánicas

El Ford Kuga se ofrece con 4 alternativas mecánicas, dos motores diésel y dos gasolina. Es este primer apartado diésel encontramos el mismo 2.0 TDCI con dos potencias, 140 y 163 caballos. El primero de ellos consigue un consumo medio homologado de 5,3 l/100 km, mientras que el segundo homologa 5,9 l/100 km.

Las dos opciones gasolina también recurren a un mismo motor, un bloque 1.6 Ecoboost de 150 y 180 caballos. El primero de ellos es el probado y homologa una media de consumo de 6,5 l/100 km, mientras que el segundo consigue una cifra de 7,7 l/100 km. Las dos opciones más potentes tanto en diésel como gasolina se asocian únicamente a la tracción total.

En la medida justa

Sorprende que en la gama Kuga no existan motores de menos de 140 caballos, una cifra que, tal vez, podría asustar al comprador más conservador. Sin embargo, el motor de 150 caballos gasolina probado podemos encasillarlo en la medida justa, siendo una opción muy interesante por rendimiento sin penalizar en exceso el consumo.

Prueba Ford Kuga Ecoboost 150 CV Consumo

Arrancar este motor supone centrarnos en lo que un bloque de gasolina supone: una ausencia de vibraciones y sonido. Incluso en frío este motor es apenas perceptible al oído, siendo la insonorización un detalle bastante cuidado. De todos modos, el Ford C-MAX me pareció algo más aislado, tal vez por la percepción errónea de esperar el sonido más intrusivo de un motor diésel.

Volviendo a lo que nos ocupa, una vez salimos a rodar, se muestra un motor bastante voluntarioso a pesar de su cilindrada, con una zona baja del cuentavueltas que no nos exige jugar demasiado con el embrague. Sí es cierto que por encima de las 1.500 vueltas comienza a despertarse y a las 2.000 notamos cómo se activa instantáneamente.

Precisamente, rodando por encima de esas 2.000 vueltas, notaremos una respuesta muy viva del propulsor, con una entrada del turbo con relativamente poco lag. En carretera por encima de esas vueltas realizaremos adelantamientos con soltura, y en autovía, a 120 km/h en sexta, circularemos también por encima de esa barrera, sin necesitar reducir marcha en ninguna ocasión.

Prueba Ford Kuga Ecoboost 150 CV Consumo

Y hablando de marchas, la caja de cambios es muy Ford, una palanca fácil de mover pero con cierto tacto mecánico. Los recorridos no son demasiado largos y la palanca se encuentra en una posición elevada óptima.

Si de consumos hablamos, el ordenador de a bordo arrojó una media final al terminar la prueba de 7,4 l/100 km, una cifra relativamente contenida teniendo en cuenta la carrocería, la potencia y el peso, que roza los 1.600 kilos. En ciudad lograremos registrar medias entre los 8 y 9 litros con un sistema Stop/Start de buen funcionamiento, aunque no estaría de más refinar el arranque. En carretera sí podemos reducir las cifras hasta los 5,5 o 6 l/100 km.

Equilibrado

El Ford Kuga tiene un comportamiento claramente equilibrado. Y con esto quiero decir que no se rinde a la deportividad falsa que venden algunos SUV ni al aburguesamiento del que hacen gala otros. Por tanto, el compromiso entre confort y dinámica es muy correcto, guardando la comodidad de sus pasajeros sin incurrir en desagradables movimientos de la carrocería.

Prueba Ford Kuga Ecoboost 150 CV Consumo

Así, el Kuga tiene una suspensión tirando a durita que maneja con solvencia los balanceos. En curvas la inclinación es evidente pero no perturbadora, aunque a los asientos no les vendría del todo mal un extra de sujeción en la parte de los hombros. A su vez, es capaz de superar irregularidades con comodidad.

Por otro lado, la dirección resulta extraña, aunque no en el plano negativo. Por una parte se muestra bastante directa y tiene buen peso, es agradable de usar y tiene un toque hasta deportivo. Pero por otra parte va muy aislada de la carretera. Tampoco supone un problema al tratarse de un vehículo de estas características.

Prueba Ford Kuga Ecoboost 150 CV Consumo

Una vez rodamos a alta velocidad promete un buen aplomo, sin movimientos bruscos de la carrocería en baches. Al mismo tiempo, el trabajo de insonorización parece bastante logrado, sin filtrarse apenas ruido de rodadura o aerodinámicos, incluso en nuestra unidad con techo eléctrico. Un techo, por cierto, que podemos abrir por la mitad y que curiosamente podemos mantener a altas velocidades sin sufrir apenas turbulencias.

Correcto en off road

Un SUV promete tanto un buen espacio y comodidad como ciertas capacidades fuera del asfalto. El Ford Kuga no se encuentra entre esos SUV que destacan en el apartado off road, pero tampoco se queda atascado. Bueno, es una forma de hablar, puesto que con este coche hay que tener cuidado de por dónde vamos para no acabar metidos en un lío.

Prueba Ford Kuga Ecoboost 150 CV Consumo

La altura libre al suelo es bastante correcta, hasta respetable, lo que permite al Kuga sortear obstáculos de cierto nivel. No acompañan, sin embargo, unos ángulos de entrada y salida algo escasos. Cuenta con protecciones plásticas en las zonas más expuestas, por lo que los roces no serán algo especialmente visible.

Nuestra unidad 4×2 no es la panacea en cuanto a tracción, de ahí que optar por el sistema 4×4 si somos asiduos a terrenos de baja adherencia no está de más. Si por el contrario las pistas sencillas son lo máximo a lo que va a aspirar tu Kuga, no tendremos mayor problema. Me atrevo, sin embargo a achacar una tracción en campo algo escasa a unos neumáticos en nuestra unidad con un rendimiento pobre fuera del asfalto.

Prueba Ford Kuga Ecoboost 150 CV Consumo

En cuanto a la suspensión, filtra correctamente las irregularidades. A mayor velocidad podríamos querer mayor suavidad, pero estropearíamos el equilibrio que muestra en el resto de superficies.

Cerramos hoy nuestro apartado dinámico para mañana volver sobre nuestro Ford Kuga y concluir la prueba con un análisis de precio, equipamiento y gama, para un SUV que se propone como una de las apuestas más fuertes de Ford en el mercado europeo.

Puedes encontrar más información sobre el Ford Kuga 1.6 Ecoboost 150 CV 4×2 en la parte de diseño exterior e interior y en el análisis de precio y equipamiento.

¿Necesitas peritar un coche?
¿Vas a comprar un coche y necesitas saber su estado? Para comprar tu nuevo coche con total garantía tienes que peritar tu coche con nosotros ¡A que esperas!
Peritar coche al mejor precio
Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *