Así quedaría un hipotético Ferrari 812 Roadster

Ferrari 812 Roadster

El sucesor del poderoso Ferrari F12berlinetta ha sido presentado estos días. El Ferrari 812 Superfast llega como un volcán arrasando con todo lo que encuentra en su camino. Y es que hablamos de un coche con 800 caballos de potencias que viajan directos al tresn trasero, un alarde de tecnología y potencia que pocas marcas se atreven a fabricar. Pues bien, ¿imagináis que toda esa potencia se pudiera disfrutar con el cielo como techo? Este sueño se llama Ferrari 812 Roadster, y lo ha imaginado X-Tomi Design.

Se trata de un Ferrari 812 Superfast al que han retirado el techo y llevado hasta un segmento descapotable. La estética es similar, poderosa y radical como lo es la del modelo que ha sido presentado. La firmeza de la marca al llevar al mercado un coche capaz de cualquier cosa es brutal, y este roadster tendría argumentos suficientes para retar igualmente a cualquiera. Además, de esta manera, podríamos escuchar más nitidamente la melodía del V12 que se esconde debajo de esta piel italiana.

Ferrari 812

Ferrari 812 Superfast

Por supuesto, como decímos, debajo de la carrocería se presentaría el mismo motor V12 con 800 caballos de potencia que hemos conocido con la llegada del Ferrari 812 Superfast. Esta mecánica consigue que el deportivo italiano baje en la prueba del 0-100 km/h de los tres segundos, una cifra que pocos pueden alcanzar en el segmento de los deportivos.

Por lo demás, la marca trabajaría para conseguir mejorar la rigidez de lo que significa una configuración cabrio. Las capacidades dinámicas estarían practicamente al mismo nivel que su hermano de carrocería coupé, una capacidades atléticas que se podrían disfrutar en circuito.

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche
Te puede interesar

Categorías

Cabrios, Ferrari

Enrique León

Extremeño enamorado del mundo del motor. Cuando aún no había aprendido a contar hasta diez, ya coleccionaba llaveros con las insignias de cada... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *