¡Es oficial! Mercedes-AMG EQE 43 4Matic y EQE 53 4Matic+

Mercedes-AMG EQE 43

Mercedes-AMG pone a la venta las que por ahora son las dos versiones más deportivas del eléctrico Mercedes EQE. Se denominan Mercedes-AMG EQE 43 4Matic y EQE 53 4Matic+, y rinden hasta 476 y 687 CV respectivamente. Sí, pueden considerarse auténticos deportivos en cuanto a prestaciones se refiere, pero hay mucho más, no sólo es potencia.

Empezando con la estética, estos dos nuevos Mercedes-AMG EQE presentan un diseño más agresivo que sus hermanos de gama. Por ejemplo, cuentan con paragolpes específicos más marcados, logos AMG, llantas de enormes dimensiones con diseño propio, así como una trasera con alerón en el borde del maletero y un difusor muy sugerente en negro brillo. Todo ello valorado cuidadosamente en materia de aerodinámica.

Mercedes-AMG EQE interior

Por su parte, en el interior hay asientos deportivos con el sello de AMG, tapizados específicos y costuras rojas a contraste, las cuales también se dejan ver en otros puntos del interior. Como es habitual, no falta un volante más agresivo con fibra de carbono, aro ligeramente achatado por debajo y unos mandos circulares para cambiar los modos de conducción y otras gestiones rápidas de la parte dinámica del coche.

No sólo es la potencia… ¡Hasta 1.000 Nm de par!

Pero vamos a la técnica, que es lo principal de estas dos variantes. Lo primero a mencionar es que ambas comparten una batería de 90,6 kWh con 360 celdas, que por cierto admite recargas rápidas de hasta 170 kW. La autonomía homologada es de hasta 533 kilómetros en la versión AMG 43 y hasta 518 en la AMG 53.

Los modos de conducción son: Calzada resbaladiza, Comfort, Sport, Sport+ e Individual.

Respecto a los motores, cuentan con dos propulsores eléctricos, uno en cada eje. El rendimiento total del Mercedes-AMG EQE 43 4Matic es de 476 CV y 858 Nm de par, que se dice pronto, pudiendo hacer el 0 a 100 en 4,2 segundos y llegar a los 210 km/h.

Mercedes-AMG EQE 53 4Matic+

En el caso del Mercedes-AMG EQE 53 4Matic+ “de serie”, hablamos de 626 CV y 950 Nm, con una 0 a 100 en 3,5 segundos y una velocidad máxima de 220 km/h. Sin embargo, la marca ofrece de forma opcional un paquete Dynamic Plus que incrementa el rendimiento hasta los 687 CV y 1.000 Nm. En este último caso, las cifras homologadas son un 0 a 100 en 3,3 segundos y una velocidad punta de 240 km/h.

Por supuesto, también hay mejoras en el chasis, como una suspensión neumática más firme y pilotada electrónicamente o barras estabilizadoras más rígidas entre otros. No menos importante es que de serie traen el eje trasero direccional, que permite girar a las ruedas posteriores en un máximo de 3,6 grados para mejorar la agilidad en curvas cerradas y en maniobras.

Por último, como extra se puede adquirir un equipo de frenos carbocerámico con discos delanteros de nada menos que 440 mm, los cuales podrán soportar mejor un uso muy exigente. Mientras, los neumáticos son unos Michelin Pilot Sport EV.

Galería Mercedes-AMG EQE


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.