Porsche 911 Turbo S 2020: luce como siempre y corre como nunca

Porsche 911 Turbo S 2020

Puede que la versión presencial del Salón de Ginebra se haya anulado, pero eso no es motivo para que no lleguen hasta nosotros joyas como el nuevo Porsche 911 Turbo S. Uno de los deportivos más esperados, que ha sido desvelado por la marca con su carrocería coupé y cabriolet.

Como era previsible en un modelo con semejante tradición , los cambios de diseño no son muy llamativos. Sin embargo, no ocurre lo mismo en al apartado de las prestaciones. Porsche ha querido dejar patente que sigue siendo una de las marcas punteras, sobre todo con la gran competencia que le viene encima.

Artículo relacionado:
IMPORTANTE: ¡El coronavirus se carga el Salón del Automóvil de Ginebra!

El motor del nuevo 911 Turbo S

Fiel a su esencia, el Porsche 911 Turbo S conserva el motor gasolina de 3.8 litros y seis cilindros colocado en la parte trasera. Aunque desde la marca afirman que es un propulsor «completamente nuevo» con un sistema de refrigeración y admisión completamente diferentes. Sus turbocompresores de álabes variables, que llegaron con la generación anterior, también han sido rediseñados con una turbina y un compresor más grandes para aumentar la presión.

Trasera del Porsche 911 Turbo S

Gracias a estos cambios, la potencia de este deportivo ha crecido hasta los 650 CV y el par hasta los 800 Nm entre 2.500 rpm y 4.500 rpm. Lo que significa un aumento de 69 CV y 50 Nm por encima de su predecesor. Más importante si cabe, es que el par máximo ya no está limitado a breves períodos cuando el conductor aprieta el acelerador a fondo, sino que está disponible bajo demanda todo el tiempo que se quiera.

Este aumento de potencia se canaliza hasta las ruedas gracias a un nuevo cambio de doble embrague con ocho velocidades y una la tracción total revisada. Esta última ahora es capaz de gestionar mejor el reparto de par entre los ejes según sea necesario. Por ejemplo, puede entregar hasta el 62,5% del par a las ruedas delanteras (500 Nm).

Cronómetro en mano

Todos estos elementos en conjunto permiten que el Porsche 911 Turbo S acelere de 0 a 100 km/h en solo 2,7 segundos en su versión coupé. Lo que son 0,2 segundos más rápido que la anterior generación. Se mantiene sin cambios su velocidad máxima que sigue siendo de 330 km/h.

Vista lateral

Según Porsche, el aumento de prestaciones es particularmente notable en el esprint de 0 a 200 km/h. En esta prueba han sido capaces de parar el cronómetro 1 segundo antes, con una marca de solo 8,9 segundos. Lo que también le permite estar muy por encima en aceleración del Porsche Taycan.

Artículo relacionado:
Los 5 coches más rápidos del mundo

No solo importan las rectas

Además de ser más potente, el nuevo 911 Turbo es más ancho que nunca, así que es presumible una mejora de su paso por curva. Solo crece 2 cm de ancho sobre el papel, para alcanzar los 1,9 metros, pero donde se nota el cambio en este sentido es en el ensanchamiento de las vías: 4,2 cm más en la parte delantera y 1 cm más en la trasera. Con esto sus neumáticos también cambian sus dimensiones con 255/35 R20 delante y 315/30 R21 detrás.

Como era de esperar, el rendimiento extra que tiene el nuevo 911 Turbo S viene acompañado de una nueva generación de frenos carbocerámicos más eficaces. La principal modificación es que ahora usan pinzas de 10 pistones en las ruedas delanteras para conseguir una potencia de frenado aún mayor.

Frenos cerámica del nuevo 911 Turbo S

En cuanto a la aerodinámica, destacan el alerón delantero que se despliega mediante un sistema neumático y una superficie más grande para el alerón trasero. Ambas modificaciones consiguen aumentar en un 15% la carga aerodinámica en comparación con el anterior modelo.

Equipamiento y precio

Dentro del nuevo 911 Turbo S se pueden encontrar los mismos cambios que en el resto de las versiones: un volante multifunción estilo GT, sistema de sonido Bose, pantalla táctil Porsche Communication Management de 10,9 pulgadas, el paquete Sport Chrono con la aplicación Porsche Track Precision y asientos deportivos ajustables en 18 posiciones. Los precios en España será de 249.963 euros para el Porsche Turbo S Coupé y de 265.439 para el Turbo S Cabriolet. Lo que supone un aumento de cerca de 16.000 euros con respecto al anterior.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.