Prueba Volkswagen Passat 2011 1.6 TDI Bluemotion

El 2011 es un modelo nuevo, pese a que a simple vista no se diferencie en exceso de la versión anterior. Viene a sustituir al Passat del 2005, desde que en 1973 comenzara a fabricarse el exitoso modelo del “coche del Pueblo”. Realmente el Volkswagen Passat del 2005 no es un coche que estuviera pidiendo a gritos la jubilación, sigue pareciendo un modelo actual.

El concesionario Cobarsa en Palencia nos invitó a probar el nuevo Volkswagen Passat

El nuevo tiene una estampa muy interesante, con sensación de solidez y coche bien hecho…y la verdad es que es así. Exteriormente es bastante parecido al modelo anterior e incorpora claramente el aire de familiaaunque en esta ocasión todos los ángulos y nervaduras de su “piel” están más marcados. Sus dimensiones son respetables, con 4,77 metros de largo, estamos casi ante un hermano pequeño del Volkswagen Phaeton. Esta unidad en concreto no equipa los faros de Xenon y luces de marcha diurna LED, que otorgan al Passat una imagen más moderna.

Por cierto, el Volkswagen Passat es candidato al Coche del Año en Internet 2011, recuerda que tú nos ayudas a elegirlo; pincha en el link y vota!

Las llantas de esta unidad (16 pulgadas) son bastante discretas, como la mayoría de la gama Passat y como corresponde a un modelo de este empaque. El color negro aporta un toque de distinción, aunque quien no le guste, puede elegir entre 10 colores diferentes (uno de los grises es posiblemente mi favorito para este coche).

Interior

El interior del vehículo es posiblemente lo que más cambia en este Passat, aunque algunos materiales y diseños son idénticos con el modelo anterior.  Todo está bien ensamblado y con unas tolerancias pequeñas. Esta calidad interior se constató en mi recorrido habitual por carreteras bacheadas, con apenas ningún “grillo” ni ruidito fuera de lo habitual.

Los asientos delanteros son excelentes, con una buena sujeción lateral y un formidable apoyo para la espalda (regulable eléctricamente). Este asiento además puede colocarse bastante bajo, algo cada vez menos frecuente en los coches actuales, contando con un buen reposabrazos central. El reposacabezas también parece muy bueno y con una amplia posibilidad de regulación.
Las plazas traseras son muy amplias en longitud pero no tanto en altura. En mi caso (1,80 metros de alto), si me siento con la espalda completamente apoyada y recto, casi rozo en el techo. No es algo preocupante, salvo que personas muy altas vayan a viajar continuamente en dichos asientos.

El color beige del interior aporta un toque de lujo a esta unidad (siempre me queda la duda de cómo envejecerá dicho color) y casi todos los recubrimientos son de calidad, destacando el de la parte superior del salpicadero (un acolchado de verdad) y las inserciones del mismo. El reloj analógico central pone su toque señorial.

Maletero

El maletero es más bien una caverna, muy profundo y con 565 litros de capacidad. Está equipado con argollas, ganchos para bolsas, toma de corriente, etc. La versión Variant (familiar) tiene las mismas medidas exteriores aunque la marca homologa 603 litros de maletero

Motor y consumos

Esta unidad está equipada con el motor 1.6 TDI de 105CV. Tenía ganas de probar este motor en el Passat, ya que a simple vista puede plantear dudas sobre su solvencia. Este modelo está enfocado sobre todo al bajo consumo, y vaya si lo consigue, gracias en parte al sistema Start&Stop y un cambio de seis velocidades de desarrollo largo.
Había conducido este motor en el Volkswagen Golf y el resultado es suficientemente bueno. Curiosamente, este motor también mueve el VW Passat con suficiente soltura, por lo menos en el uso que lo he dado yo (un solo ocupante y maletero vacío). Lo he conducido por carreteras retorcidas y empinadas, por autovía y por ciudad. En todos los casos es suficiente, siempre teniendo en cuenta que se trata de un motor modesto y ahorrador, no puede dar prestaciones de vértigo.

Este Volkswagen homologa un consumo medio de 4,3 litros/100 km, cifra bastante próxima a la real. En autovía, a una media de 120 km/h ha consumido 5,0 litros(100 km. En carretera secundaria, con fuertes pendientes y cambios de ritmo el ordenador marcaba 6,2 litros/100 km. Durante el último recorrido, conduciendo muy suave por carretera a 90 km/h, una circunvalación a 50 km/h y algo de tráfico urbano, el ordenador indicaba 4,1 litros/100 km, gracias en parte a que el motor se detiene en los semáforos.

Este coche tenía menos de 2.000 km en el momento de la prueba, por lo que más adelante gastará aún menos combustible. Supongo que lograr unos 5 litros y poco de media en un uso normal será lo habitual.

Continuará…

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche

¿Tienes Telegram? Recibe cada día las noticias de coches

Suscríbete
Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *