La batería de electrolito sólido es una realidad, pero solo una marca podrá llevarlas primero

Quantumscapes desarrolla una batería de electrolito sólido que posiblemente aproveche Volkswagen

Todos estamos acostumbrados a oír cómo las empresas se jactan de lo capaces y potentes que serán sus baterías en el futuro. Sin embargo, las baterías de Quantumscape no son solo un proyecto sin un respaldo tangible, sino que han demostrado sus grandes avances en una prueba real.

Según los responsables de la startup, se trata de unas baterías de litio con las que por fin han conseguido sacar partido al electrolito sólido. Es decir, que han logrado alcanzar el Santo Grial de este tipo de baterías, capaces de almacenar cerca del doble de energía que las convencionales y que hasta ahora llevaba décadas resistiéndose a un gran número de marcas e investigadores.

Los datos de las pruebas de Quantumscape

Los resultados de las pruebas indican que se pueden cargar al 80% en menos de 15 minutos en lugar de en una hora, funcionan a temperaturas de -30ºC sin una caída importante en su rendimiento y resisten el calor interno extremo sin incendiarse. Unos datos parecidos a los que llevamos tiempo recibiendo desde diferentes casas, pero que en esta ocasión se trata de valores medidos en una prueba, no de teorías sobre el papel. Lo que significa que quedarían solucionados algunos de los principales problemas de las baterías para vehículos eléctricos.

La batería de electrolito sólido mejora la velocidad de carga

Estos avances han sido posibles gracias a la solución del principal escollo para conseguir una batería de electrolito sólido funcional: las aparición de las llamadas dendritas. Unos depósitos electroquímicos pequeños que se forman durante los procesos de carga y descarga y que causan cortocircuitos fatales. Según el CEO de Quantumscape, Jagdeep Singh, han eliminado este problema con un material cerámico especial.

¿Veremos la batería de electrolito sólido en los próximos vehículos?

Ahora el siguiente paso es demostrar que pueden producir estas celdas a gran escala y con una fiabilidad adecuada para el sector de la automoción. Un reto importante, ya que para que funcionen bien deben evitar cualquier tipo de impureza en los materiales utilizados.

Si lo consiguen, este avance podría dar un vuelco al equilibrio de poder en la industria del vehículo eléctrico, que por el momento lidera Tesla con unas baterías convencionales con electrolito en estado líquido, pero que siguen mejorando paulatinamente. Detrás de Quantumscape, hay inversores de renombre como Bill Gates o el Grupo Volkswagen. Éste último es responsable de una buena parte de las inversiones en la Startup, con 400 millones. Por lo que sus marcas tendrían derecho a ser las primeras en incorporar estas baterías.

Sin embargo, no hay que olvidar que otras marcas también llevan tiempo trabajando en este tipo de baterías. Por ejemplo Toyota tiene planeado presentar un prototipo en el próximo año. Habrá que esperar para ver cuál ha avanzado más en su desarrollo.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.