Prueba Renault Captur 0.9 TCe 90 CV, diseño exterior e interior

Prueba Renault Captur 0.9 TCe 90 CV

La fiebre por los SUV es algo que, por ahora, parece incurable. Una fiebre, además, que poco a poco se va extendiendo por nuevos segmentos y que ahora llega al de los utilitarios. Con el Nissan Juke como pionero en el segmento B, nosotros esta semana ponemos a prueba un primo lejano suyo, el nuevo Renault Captur.

Renault sabe que el segmento B-SUV va a reportarle un buen número de ventas en los próximos años. La historia de la marca con los SUV no ha sido precisamente exitosa, como bien puede contarnos el Koleos, pero el Captur tiene todas las características para triunfar, algo que, por cierto, ya está ocurriendo.

Renault Captur: desenfadado y personalizable

Si me piden una palabra para describir al Renault Captur, esa es personalizable. Es evidente que el nuevo SUV francés bebe mucho del Clio del que deriva. Realmente, ante nosotros tenemos un Clio con un aspecto mucho más desenfadado y, si me lo permiten, exageradamente juvenil.

Prueba Renault Captur 0.9 TCe 90 CV

El diseño cumple con los estándares estrenados por el Clio, con una fina parrilla que une dos grandes faros en el frontal. El logo de Renault tamaño XXL es otra de sus características. Si nos desplazamos hacia los laterales, la carrocería parece embravecerse con unos pasos de rueda muy marcados y una línea lateral ascendente. A destacar las molduras laterales, que se integran perfectamente en el diseño.

La trasera también recuerda al Clio, aunque esta vez con un diseño mucho más dócil. Los pilotos ganan en tamaño y visten una zaga que destaca por dos cosas: la prominente defensa trasera con los bajos en negro y un pilar C que distingue claramente el techo del resto en caso de contar con carrocería bitono.

Prueba Renault Captur 0.9 TCe 90 CV

Precisamente ese detalle de la carrocería bitono es algo que va a caracterizar al Captur. Hablábamos de personalizable, y es que se puede escoger el color de las molduras, techo, retrovisores, llantas… Y aún no hemos llegado al interior. Si a esto le sumamos una carrocería robusta y ligeramente sobre elevada, tenemos la fórmula de un perfecto superventas.

Interior sencillo y práctico

De acuerdo, hemos pasado de un exterior llamativo a un interior un tanto soso. No hay que preocuparse, se trata de nuestra unidad de pruebas, amante del negro, color que viste prácticamente todas las piezas del habitáculo. Si somos más atrevidos, podremos colorear el interior tanto como el exterior.

El diseño es muy sencillo, de nuevo basado en el Clio. El Renault Captur no presenta un salpicadero futurista, de hecho se enmarca en un diseño más bien clásico donde destaca la consola central, como si de una tablet se tratara. Está más integrada que en el Clio, y en ésta se incluyen todos los controles del coche.

Prueba Renault Captur 0.9 TCe 90 CV

Cuenta con una pantalla central que hace las veces de sistema multimedia y navegador. Es de accionamiento táctil, sencillo de utilizar y la única pega es que notaremos demasiados reflejos. Abajo se sitúan los controles del aire acondicionado, si queremos climatizador habrá que pagar por ello o escoger un acabado más alto de gama que nuestra unidad, correspondiente al acabado Intens.

El cuadro de mandos se rescata del Clio, con un diseño moderno pero de fácil lectura. Cuenta con dos grandes esferas para el tacómetro y el nivel de combustible. El resto de información se centraliza en dos pantallas digitales donde veremos, además de la velocidad bien grande, todos los datos del ordenador de a bordo.

Prueba Renault Captur 0.9 TCe 90 CV

La calidad de materiales del Renault Captur nos deja un sabor agridulce. Los ajustes son buenos, no hay crujidos ni ruidos raros, pero al tacto y a la vista no consiguen convencer, al menos en el color negro que lucía nuestro coche de pruebas. En todo caso no vamos a encontrar plásticos blandos en ningún lugar.

Compacto y habitable

El Renault Captur tiene la tarea de remplazar al Modus. Es un coche destinado a aquellos que quieren un coche de tamaño muy compacto sin renunciar a cierta habitabilidad interior. El resultado es más que convincente, convirtiéndose en el perfecto aliado para la ciudad y proporcionando la habitabilidad necesaria para cuatro personas.

Hablamos de cuatro personas porque el Captur no puede ocultar sus orígenes. Es un utilitario y esto merma la anchura, que en las plazas traseras castigará al pasajero de asiento central. En caso de sólo viajar dos ocupantes, lo harán con la calidad propia de un monovolumen. El espacio para las piernas y para las cabezas es más que suficiente.

Prueba Renault Captur 0.9 TCe 90 CV

Las plazas delanteras también gozan de amplitud, con dos asientos amplios y espacio para todas las alturas. Si viajamos en familia, los huecos portaobjetos no faltarán, destacando el hueco con tapa en la parte superior del salpicadero y la joya de la corona, una guantera que se abre como un cajón y que ofrece una gran cantidad de espacio. ¿La nota negativa? No hay reposabrazos entre las plazas delanteras.

Maletero de 377 litros

Llegamos a una de las partes más interesantes del Renault Captur, su maletero. Cubica 377 litros, pero se pueden ampliar fácilmente con sólo correr la banqueta trasera hacia delante. Con esta maniobra nos situaremos en 455 litros con unas formas completamente cúbicas y doble fondo.

Prueba Renault Captur 0.9 TCe 90 CV

Cuando necesitemos más espacio, podremos abatir la fila trasera de asientos hasta conseguir 1.235 litros de capacidad. La boca de carga queda un poco alta, pero es algo prácticamente inevitable cuando hablamos de un coche de este tipo.

Con la sensación de estar escribiendo la historia de un superventas nos despedimos hoy de la prueba del Renault Captur. Mañana volveremos para analizar el motor tricilíndrico de gasolina TCe 90 y comprobar si realmente el llamado downsizing en este caso merece la pena frente a las versiones diésel.

Más información – Renault Captur, 100.000 unidades de éxito

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche
Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *