Repasamos los 50 años de Porsche 911, el 911 del siglo XXI

Porsche 911 997 50 años

Abrimos un nuevo capítulo en nuestro repaso a los 50 años de Porsche 911, alcanzando esta vez la sexta generación del deportivo. Llegamos a 2004, momento en el que ve la luz el Porsche 911 (997), para algunos el mejor de la saga.

Tal vez sea un poco pronto para hablar de mejor o peor teniendo al nuevo 911 casi recién salido del horno, pero no podemos negar que superó con creces al polémico 996 y que se llevó el título al Porsche 911 con más versiones, en concreto un total de 24.

El aspecto exterior volvía a sus orígenes, con una carrocería que mantenía las formas básicas pero retomaba los clásicos faros delanteros redondos, más bien ovalados desde el 993. Los intermitentes volvían a situarse en el paragolpes. Lo que no acababa de evolucionar era la trasera, que mantenía un diseño muy similar al de su antecesor.

Porsche 911 997 50 años

Mecánicamente, el Porsche 911 volvía a ofrecer su motor bóxer, en este caso con dos sabores. Los Carrera y Carrera 4 acudían a un propulsor de 3,6 litros y 325 caballos, mientras que los más deportivos Carrera S y Carrera 4S cubicaban 3,8 litros para ofrecer 355 caballos. Cifras suficientes para alcanzar los 100 km/h desde parado en poco más de 5 segundos para los Carrera y rebajar esa barrera para los apodados S.

El 911 Turbo llegó en 2006 con 480 caballos bajo el capó destilados del bóxer de 3,6 litros sobrealimentado, capaz de parar el crono en 3,4 segundos para el 0-100 km/h hasta alcanzar los 318 km/h. Este 997 Turbo tiene, además, el honor de ser el primer coche de serie con motor de gasolina en montar un turbo de geometría variable, otro hito más superado por este modelo en su historia.

porsche-911-997-50-años (3)

El chasis también recibía novedades y se ofrece por primera vez el PASM (Porsche Active Suspension Management), que permitía variar los ajustes de la suspensión según el trazado y la forma de conducir. En cuanto a carrocerías, volvíamos a ver los 911 Coupé, Targa y Cabriolet.

En 2008 el Porsche 911 se enfrenta a un lavado de cara para mantenerlo fresco, y de paso ganar algo de musculatura. Todos los modelos reciben un extra de potencia, alcanzando los 345 CV las versiones Carrera, 385CV los Carrera S y 500 CV el Turbo, que ganaba en cilindrada hasta los 3,8 litros. El Turbo S superaba la barrera de los 500 para ofrecer 30 caballos extra.

Este lavado de cara también afectaría a la imagen, recibiendo nuevos faros y pilotos, y ofreciendo nuevas carrocerías hasta el final de su vida comercial. Personalmente considero este restyling como el peor de la historia del 911, únicamente en el apartado estético, con una vista trasera muy poco armónica y agradable a la vista. Pero esto es puramente subjetivo.

Porsche 911 997 50 años

Con los años llegaban versiones especiales, algunas de ellas inéditas hasta la fecha. Volvían los Porsche 911 GT3 y GT3 RS, con el espíritu de competición que a lo largo de la historia han inspirado las versiones RS. Con aditamentos aerodinámicos y un característico alerón trasero, el 911 GT3 ofrecía al principio 415 caballos para acometer el 0 a 100 km/h en 4 segundos. Los RS prescindían de todo elemento de confort para ahorrar peso a la vez que recibían una jaula de seguridad. Un auténtico carreras-cliente.

También volvía el 911 GT2, la versión más radical de la gama que ahora estrenaba versión RS. El más corriente ofrecía 530 caballos, extraídos del motor del 911 Turbo al que se realizaban algunas modificaciones. Era capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 3,6 segundos, todo ello con un comportamiento envidiable gracias a los ajustes del chasis y a la aerodinámica revisada. El GT2 RS estiraba aún más el motor y ofrecía nada menos que 620 caballos.

porsche-911-997-50-años (5)

Otras versiones aparecían del Porsche 911 (997), como el GTS, un paso intermedio entre los Carrera y GT3, con 408 CV. El 911 Sport Classic aparecía en 2009, con una imagen que nos hacía volver a los 70 con el Carrera RS 2.7. Una edición limitada a 250 unidades con 408 caballos, alerón tipo cola de pato y llantas estilo Fuchs.

Más tarde llegaba el 911 Speedster, que rememoraba los 356 Speedster con parabrisas recortado y una “chepa” en lugar de asientos traseros para guardar la capota. El motor seguía siendo el de 408 CV y se ofreció sólo en Blanco y Azul, recordando al primer 911 Speedster de segunda generación.

El último en llegar, y en forma de despedida por todo lo alto, fue el 911 GT3 RS 4.0. Como su nombre indica, con un motor de 4 litros y 500 caballos, esta versión ultra-vitaminada del GT3 RS fue el fin de fiesta en forma de edición limitada para el 997, con el orgullo de ser el primer 911 del siglo XXI.

porsche-911-997-50-años (4)

Sólo nos queda acercarnos al Porsche 911 (991), la actual generación, que ya ha dado que hablar con su GT3 y el más que reciente Turbo. Como de costumbre realizaremos un muy breve repaso en los próximos días de esta séptima y actual generación del rey de reyes.

Más información – Repasamos los 50 años de Porsche 911, adiós a los “air-cooled”

Fuente – Porsche

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche
Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *