Tesla Model X, todo lo que tienes que saber sobre el nuevo crossover eléctrico

Tesla Model X

Finalmente, ya podemos decir que conocemos al Tesla Model X, el tercer modelo de la compañía californiana y el segundo de su actual catálogo, después del Tesla Model S. Se trata de un SUV eléctrico que ha sido desarrollado desde el principio como tal. Pese a su voluminosa carrocería, con un extraordinario coeficiente aerodinámico de 0,24, los rasgos de Tesla quedan patentes en este coche con ADN propio y con unas llamativas puertas traseras de alas de gaviota que ya habíamos visto.

Las baterías de este nuevo modelo quedan ubicadas en el suelo del habitáculo, reduciendo el centro de gravedad y haciendo que el coche sea más seguro y dinámico. Tesla ha puesto mucho interés en la seguridad y asegura que será el SUV más seguro del mercado gracias a su estudiado chasis y a las zonas de deformación programada. La seguridad activa no ha quedado de lado con un sistema de frenada automática de emergencia que funciona a altas velocidades, cámara trasera, radar y sensores en los 360º del vehículo que posibilitan las funciones de piloto automático que son de serie en toda la gama del Tesla Model X.

Tesla Model X

El habitáculo del Tesla Model X es muy espacioso y el acceso a las plazas traseras es muy cómodo gracias a las puertas Falcon Wing (alas de halcón, según la marca) ya que una de las ventajas es que la parte superior del techo se eleva junto con la puerta, haciendo el acceso más fácil a la segunda y tercera fila de asientos. El Model X puede tener hasta 7 plazas, en configuraciones 2+2+2 o 2+3+2. Para abrirse completamente, estas puertas posteriores necesitan 30 centímetros de espacio libre. Las puertas están equipadas con sensores para evitar golpear con otros objetos en las maniobras de apertura y cierre. La puerta del conductor también cuenta con un sistema de apertura automática cuando el conductor se aproxima y se cierran cuando este se ha acomodado.

La modularidad está también presente en el interior de este SUV eléctrico, puesto que todos los asientos del vehículo son independientes y los de la segunda fila son desplazables longitudinalmente por separado y tienen respaldos reclinables, lo que ayuda a mejorar el confort de los ocupantes de las plazas traseras y al máximo aprovechamiento del espacio. La sensación de espacio en el habitáculo se ve acrecentada con la gran luna panorámica que llega hasta los asientos delanteros, mientras que en la segunda fila, el techo también es acristalado en la parte móvil de las puertas.

Tesla Model X

El espacio para guardar objetos abunda en este nuevo modelo, ya que además de los clásicos compartimentos, este crossover cuenta con espacio de almacenaje bajo los asientos de la segunda fila, el maletero convencional en la parte trasera y otro portaequipajes en la parte delantera. Si no es suficiente, es capaz de remolcar casi 2.300 kilos, para llevar un remolque con todo el equipaje necesario.

En el interior el Tesla Model X ofrece un salpicadero muy similar al del Model S, donde la protagonista es una pantalla táctil de 17″ desde la que se controlan todas las funciones. Existe la posibilidad del control por voz y de reproducir muchas de las funciones en el cuadro de relojes, para tener que apartar menos la vista de la carretera. Al igual que el Tesla Model S, el Model X puede recibir diversas actualizaciones de software que mejoren sus funciones sin necesidad de recurrir a un taller.

Tesla Model X

Todas las variantes del Tesla Model X son de tracción total, empleando un motor en el eje delantero y dos en el trasero. El motor delantero tiene 262 caballos de potencia y el trasero 510, con un par total de nada menos que 966 Nm. La variante P90D es la más potente de todas, con un 0-100 de poco más de 3,2 segundos y una velocidad máxima de 250 km/h. Este modelo, como su propio nombre indica, equipa una batería de 90 kWh que permite una autonomía aproximada de 400 kilómetros. Todas ellas son muy buenas prestaciones teniendo en cuenta el elevado peso de 2467 kilos del Tesla Model X P90D.

Las citadas prestaciones se consiguen con un paquete denominado Ludicrous Speed (velocidad absurda). Sin este extra, el Tesla Model X P90D tarda algo más de 3,8 segundos en alcanzar los 100 km/h, que sigue siendo una cifra realmente buena.

Fuente – Tesla

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche

¿Tienes Telegram? Recibe cada día las noticias de coches

Suscríbete
Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *