Williams FW43: el nuevo intento del mítico equipo para F1 2020

Williams FW43

Uno de los más rezagados en salir ha sido el monoplaza de Grove para la temporada de F1 2020, el Williams FW43. El histórico equipo de Fórmula 1 ahora en manos de Claire Williams no está pasando por sus mejores momentos. Han tenido serios problemas económicos que los han llevado a carecer de las herramientas y personal de desarrollo adecuado, lo que los ha relegado a la última posición de la parrilla.

No hace tanto Williams estaba ahí, quién diría hace unos años cuando el Williams era el equipo B de Mercedes y el único capaz de ponerle las cosas complicadas a los actuales dominantes desde la era híbrida turbo. Pero la falta de dinero no ayuda, y los patrocinadores al ver falta de rendimiento también salen disparados porque no quieren tener su logo en un coche que está tan atrás. Es la pescadilla que se muerde la cola…

Este año vemos también un cambio de filosofía, y en el diseño del coche. El famoso patrocinador Martini se les fue también, el coche se quedaba casi en blanco, pero han podido rescatar a nuevos patrocinadores y que la carrocería blanca del Williams no esté tan «poco adornada». Rokit ha sido una de sus marcas rescatadoras inyectando algo de dinero, entre otros.

A mi personalmente la nueva decoración me gusta más que la de estos años. Con los nuevos colores de los patrocinadores el coche ha ganado algo de vistosidad. Aunque no es de mis favoritos en la actual parrilla. No obstante, los colores no dan décimas por vuelta, así que vamos a analizar lo que han hecho a nivel técnico

Zona frontal

Williams FW43 frontal

En la vista frontal se aprecian algunos cambios importantes. El nuevo Williams FW43 sigue siendo muy convencional en muchos apartados, y hay que tener en cuenta que viene de un modelo con serias dificultades, y que solo han evolucionado visto el presupuesto del que gozan y de los cambios que habrá para la F1 2021, por lo que no les serviría de gran cosa lo que hagan este año.

El ala delantera sigue siendo tradicional, adaptada al nuevo reglamento impuesto para el pasado año. Pero sin nada llamativo como hemos visto en otros coches como el Alfa Romeo Sauber. Un ala muy cuadriculada y con unas formas que nada tienen que ver con otros monoplazas. Da sensación de falta de desarrollo en CFD y túnel de viento. Algo normal teniendo en cuenta la situación actual de este equipo… No obstante, los flaps superiores se han modificado en parte con respecto al FW42.

Además, presenta un menor efecto upwash que el pasado año, siendo más parecido al que ya montaron modificado el pasado año conforme avanzó la temporada.

Williams FW43 frontal rodando

En la imagen frontal también se aprecia la entrada de los sidepods o pontones, que se ha modificado. Ahora es algo más reducida que el pasado año. El Williams FW43 adelgaza para ofrecer menor resistencia aerodinámica o drag, así como dejar paso a más aire a la zona trasera. Algo que han hecho todos los equipos y que ya es tradición temporada a temporada. En la parte inferior de los pontones también se ha perfilado para dejar una «cintura» más delgada, dejando más aire que viaje hacia la zona posterior.

El morro sigue siendo muy normal, con un frontal ancho que nada tiene que ver con los delgados morros de McLaren, Red Bull, Ferrari o Mercedes (aunque sí algo más delgada parece). Estas estructuras delgadas son más complicadas, necesitan mayor desarrollo aerodinámico y hacer que resistan a los crash-tests no es fácil. Por eso es probable que para el Williams FW43 no hayan querido invertir más en ello. Además, ausencia total de S-Duct, aunque no son los únicos de la parrilla.

Zona media

Williams FW43 frontal lateral

A parte de los pontones en su entrada de aire, también hay cambios en los perfiles aerodinámicos de la zona media y en los barge boards. Son detalles actualizados en este Williams FW43 con respecto al coche que terminó el pasado año. Otro detalle interesante son los espejos retrovisores, que tienen deflectores como hemos visto en otros coches. Eso ayuda al flujo de aire que viaja por encima de los pontones para ir a donde ellos quieren hacia la zona trasera.

Se aprecian dos nuevos «cuernos» o aletines en los lados del cockpit, perfiles para trabajar con el flujo de aire que va por esta zona del coche hacia atrás. Son similares al os ya visto en Red Bull, Ferrari, McLaren, etc. Todos los diseños están tendiendo a parecerse en cuanto a soluciones.

El airbox de este Williams FW43 sigue el mismo diseño que el pasado año. Es de forma ovalada, con unos divisores internos que dividen el flujo entrante en tres conductos diferentes. Una zona central y dos laterales a los lados de la estructura antivuelco. Eso suministra aire a la admisión del turbocompresor del motor en el centro, y deja también canales para refrigerar el ERS e intercooler.

Williams FW43 lateral

Por cierto, sí que se aprecia también un gran cambio en la suspensión delantera. Uno de los puntos donde tenían problemas el año pasado. Los brazos tienen otra geometría diferente, con un apoyo más elevado como han hecho otros. Además, la nueva suspensión al estilo POU que ya habían adoptado casi todos, dotará al Williams FW43 de un mejor giro en curvas cerradas que los brazos de suspensión oblicua que montaban el pasado año. Las suspensiones traseras no parecen modificadas.

En cuanto a la aleta de tiburón, no hay demasiado que destacar, es bastante normal, aunque ha crecido o, mejor dicho, al adelgazar la zona trasera hay mayor superficie de aleta que el pasado año. Y no quiero pasar al siguiente apartado sin decir algo sobre el rake del coche, que parece más elevado que el pasado año. Eso debería hacer que el coche genere mayor carga aerodinámica, pero no es fácil de implementar y puede dar problemas…

Zona trasera

FW43 vista desde arriba

En cuanto a la zona trasera, también se aprecian algunos cambios. Ya he dicho en el apartado anterior que la suspensión trasera parece igual. El fondo plano se aprecia desde esta imagen en sus bordes y parece trabajado, con los perfiles y ranuras que se aprecian en todos los coches para lidiar con el flujo turbulento de los neumáticos y «sellar» el flujo laminar que viaja bajo el fondo plano, y que debe llegar en ese mismo estado al difusor para generar más carga.

Se aprecia también desde esta imagen lo delgada que es la zona de la zaga, simulando lo que han hecho otros coches. Un empaquetado compacto del motor y un ceñido de la tapa motor para dejar más flujo pasar al a zona alta del difusor y a la baja del ala trasera. Falta también saber el trabajo que hay bajo el capó, pero eso ya está en manos de Mercedes…

Otro detalle que se aprecia en su zona trasera es la nueva ala en T o T-wing, es doble como otros muchos monoplazas. Pero no ha sido modificada con respecto al pasado año. En las imágenes renderizadas del coche, no en las que se han visto en la pista en el shakedown que han rodado, se apreciaba también un pequeño aletín entre los dos pilares de soporte central del ala trasera. Eso puede indicar que el coche que veamos completo en los tests, o en Australia, al igual que harán otros, será distinto. Recuerda que muchos optan por no montar todas las implementaciones aerodinámicas y probar primer con un coche base y tomar datos sin demasiadas variables.

Y por último, el ala trasera. A mi me parece bastante grande en comparación con otras como las de Red Bull. Eso puede indicar que necesitan montar un ala de mayor carga aerodinámica porque carecen de tracción mecánica en la zona trasera o no generan suficiente carga con el difusor. Otro detalle son sus endplates, que se han modificado ligeramente. Ahora ya han desaparecido los cortes en la parte central y se ha simplificado mucho.

Conclusión

El coche parece bastante más trabajado que el de las temporadas pasadas. Es probable que estén algo mejor que el pasado año, que eran los últimos y con una diferencia de varios segundos con respecto a  la cabeza. No tenían prácticamente opción, recordando un poco a los equipos pequeños como HRT, Marussia, y Caterham.

Es probable que este año estén más cerca de la cabeza. Pero teniendo en cuenta las dificultades pasadas y dónde estaban el pasado año, en Grove no han podido obrar milagros. No ha habido tiempo suficiente este invierno para una recuperación tal, y aunque las apariencias muestren a un coche con buen aspecto, la experiencia siempre dice que los equipos con problemas económicos suelen tener muchos problemas.

Yo apostaría porque siguen al final de todo el pelotón, pero espero que ya no con esas diferencias tan abismales del pasado año. Russell y Kubica sufrían mucho para la carrera y clasificación, y solo en algunas carreras algo caóticas pudieron alcanzar a puestos algo más arriba. Pero eso para un equipo tan mítico como ellos no es plato de buen gusto.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.