¿Diésel o gasolina? Los Audi SQ7 y SQ8 ahora también con un V8 TFSI

Audi SQ7 TFSI

Los actuales Audi SQ7 y Audi SQ8 solo estaban disponible con una mecánica diésel V8 TDI de 4.0 litros. Sinceramente, es un motor que casa bien con la filosofía de estos dos modelos SUV de grandes dimensiones. Tienen mucha potencia y, además, un par motor muy elevado. Todo ello logrando unos consumos aceptables para quien se compra un coche de estas características.

Sin embargo, hay clientes que no quieren ni escuchar hablar del diésel. Su combustible preferido es la gasolina, aunque ello suponga pasar muy a menudo por la gasolinera y sacar la chequera. Audi ha pensado en esos clientes y es por ello que ahora lanza una versión TFSI para los SQ7 y SQ8. Igualmente hablamos de un V8 con 4.0 litros de cilindrada.

V8 de gasolina, para los que pueden y quieren

Veamos los datos que nos ofrecen estas dos versiones, las más prestacionales de los Audi Q7 y Audi Q8 con permiso del RS Q8. Como decíamos, bajo el capó delantero se ubica un bloque V8 TFSI de 4.0 litros. Dicha mecánica desarrolla una potencia máxima de 507 CV, así como un par motor de 770 Nm. Es un biturbo, con los turbocompresores situados entre la V de las dos bancadas. Como es lógico, cuentan con una caja Tiptronic de 8 marchas y el sistema de tracción quattro.

Entre otras prestaciones nos encontramos con un 0 a 100 km/h en apenas 4,1 segundos, una recuperación de 80 a 120 en solo 3,8 segundos y una velocidad máxima limitada electrónicamente a 250 km/h. Para intentar contener los consumos utiliza un sistema de desactivación de cilindros, pero la marca de los cuatro aros todavía no ha dado el dato de los litros cada 100 kilómetros recorridos. Ya te podrás imaginar que no será poco…

¿Comparamos con el diésel?

Audi SQ7 TFSI trasera

Por su parte, el motor diésel desarrolla menos potencia, pero más par. Estamos hablando de que el V8 TDI de 4.0 litros desarrolla 435 CV y 900 Nm de par motor. Igualmente, se vincula con la caja Tiptronic de 8 velocidades y el sistema de tracción integral quattro, contando con diferencial central autoblocante.

Artículo relacionado:
Nuevo Audi SQ8 TDI, un diésel V8 de 435 CV y etiqueta Eco

Esa diferencia de potencia se nota en las prestaciones, siendo más rápido en aceleraciones el TFSI. El motor V8 TDI impulsa a los SQ7 y SQ8 en 4,8 segundos para cubrir el 0 a 100 km/h. Estamos hablando de 0,7 segundos de diferencia según los datos de Audi en favor de la mecánica TFSI.

De todos modos, para quien aún quiera más prestaciones en todos los sentidos, siempre está el Audi RS Q8 (es de gasolina), que desarrolla 600 CV y 800 Nm. Esta versión más extrema hace el 0 a 100 en solo 3,8 segundos y alcanzar una velocidad punta de, agárrate, 305 km/h.

Buscando agilidad

Obviamente, estos dos modelos son muy grandes y pesados, por lo que han tenido que recurrir a otras armas para ofrecer una agilidad digna. Tanto el Audi SQ7 como el Audi SQ8 tienen de serie suspensión adaptativa sport y control de la amortiguación. También utilizan un eje trasero directriz, que le otorga una mayor agilidad en curvas cerradas o a la hora de maniobrar, además de un mayor aplomo en vías rápidas.

Audi SQ7 TFSI interior

El paquete de suspensión Advanced incluye el sistema electromecánico de estabilización activa del balanceo (eAWS). En rectas, esta tecnología, que acciona las barras estabilizadoras a través de motores eléctricos, proporciona un alto nivel de confort, además de reducir el balanceo de la carrocería en curvas rápidas. Dicho paquete también añade el diferencial trasero deportivo, que reparte el par entre las ruedas del eje posterior según sea necesario, para lograr un mejor comportamiento dinámico.

Por supuesto, tampoco faltan varios modos de conducción que varían la respuesta de la dirección, suspensión, motor y caja de cambios. Este Audi drive select tiene siete modos: confort, auto, Dynamic, efficiency, allroad, offroad e individual.

Por otro lado, de serie cuenta con llantas de 20 pulgadas en el Audi SQ7, pudiendo optar opcionalmente a unas de 22. Mientras tanto, el Audi SQ8 trae de serie unas de 21 pulgadas, aunque pasando por caja pueden ser de 22 y 23 pulgadas. Respecto a los frenos, en el tren delantero los dos coches tienen discos de 400 mm con pinzas con el logo S. Eso sí, opcionalmente se pueden solicitar unos discos carbocerámicos.

La compañía automovilística de Ingolstadt nos comunica que ambos modelos llegarán a Europa a partir de otoño. No han especificado los precios para el mercado español -lo harán más adelante y os los haremos llegar-, pero sí han afirmado que en Alemania el Audi SQ7 partirá de los 93.287 euros, mientras que el Audi SQ8 lo hará desde los 101.085 euros.

Artículo relacionado:
El rabioso Audi RS Q8 demuestra en Los Ángeles de qué pasta está hecho

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.