Cómo detectar problemas en los faros

problemas luces del coche

Los faros del coche son elementos de seguridad activa de gran importancia. Su función, además de la obviedad de iluminar la carretera, también es que seamos vistos; especialmente por la noche. Por ello, hay que vigilar su estado y mantenerlos en perfecto estado durante toda la vida de nuestro vehículo. Lógicamente, también se deben reparar las averías o sustituir las bombillas fundidas cuanto antes.

En este artículo vamos a repasar los problemas habituales que podemos encontrarnos con los faros de nuestros coches. Ni que decir tiene, que todos los sistemas de iluminación exterior deben funcionar perfectamente, y no solo hablamos de llevar una luz fundida. Baja intensidad de iluminación, luces que no funcionan, soluciones, reparaciones y precios estimados.

Los faros de mi coche alumbran poco

Cuando notamos que los faros delanteros alumbran poco, o que tenemos una baja intensidad de iluminación, puede deberse a varios motivos. Los faros pueden haberse quedado parcialmente opacos, las bombillas pueden estar algo quemadas, la regulación de altura de los faros puede ser incorrecta o incluso podemos tener una bombilla mal colocada.

Faros opacos

Lo primero que debemos comprobar es si los faros se encuentran en buen estado visual o si, por el contrario, están opacos. El plástico se deteriora con el paso del tiempo y se crea una capa que reduce la capacidad de iluminación, pues es como si estuviéramos poniendo un filtro.

En caso de encontrarnos con esta situación, hay que retirar esa capa para que el plástico vuelva a ser totalmente transparente. En el enlace que os dejamos a continuación tenéis todos los pasos para restaurar esa transparencia de forma sencilla y muy económica por vosotros mismos.

Artículo relacionado:
Quitar la opacidad a los faros, fácil y barato

Bombilla quemada o ennegrecida

Un mal alumbrado también puede deberse a que la bombilla se encuentre algo quemada. Dependiendo del diseño del faro será más o menos fácil de apreciar sin necesidad de extraerla. Si se da el caso, veremos que el cristal exterior de la bombilla se encuentra ennegrecido, como si se hubiera quemado. Con el paso del tiempo y el uso, hay ocasiones en que ocurre. La solución es cambiar la bombilla.

Mal ajuste de altura de los faros

Como sabéis, los faros que no son de LED o de Xenón tienen regulación en altura manual. Desde el interior del vehículo, normalmente con una ruleta ubicada en el salpicadero y a la izquierda del volante, tenemos tres o cuatro niveles de altura. Este sistema sirve para regular la altura de iluminación en función de la carga. Cuando no vamos cargados debe estar en posición “0”. Tal vez hayamos tocado sin querer o nos hayamos olvidado de ponerlo en su posición correcta tras conducir con el maletero muy cargado.

Por otro lado, en el propio faro hay otro mecanismo para ajustar la altura. Este reglaje debe hacerse en un taller con un aparato específico para evitar que el faro apunte demasiado bajo o, por el contrario, que ilumine demasiado alto y deslumbre al resto de conductores con las luces de cruce. Siempre debe hacerse este ajuste con la ruleta interior en posición “0”.

Bombilla mal colocada

Por último, hay posibilidades de que tengamos la impresión de que nuestro coche alumbra poco por una mala colocación de la bombilla dentro del faro. Debe ir correctamente colocada y, por supuesto, tiene que quedar bien ajustada e inmóvil. Lógicamente, sigue iluminando, pero “apunta” mal. Es posible que ocurra cuando hemos sustituido una bombilla. Solo tenemos que cerciorarnos de colocarla bien en su alojamiento.

Las luces no funcionan

Problema luces coche

Fallos eléctricos en los faros pueden ser detectados fácilmente, evitando cambiar las bombillas a cada rato (sobre todo, si la falla hace que se quemen seguido), y aquí elaboraremos una serie de consejos para tener en cuenta.

Si las luces de posición no funcionan, si las luces de cruce no funcionan o si las luces largas no funcionan, hay que llevar a cabo una serie de comprobaciones. Dependiendo de cada vehículo, será más sencillo empezar por comprobar las propias bombillas o los fusibles. Sinceramente, lo mejor es empezar por lo que en nuestro vehículo sea más sencillo.

En muchos casos tenemos bombillas únicas que funcionan tanto para largas como para cortas.

En algunos coches sucede frecuentemente que funcione una luz, y que otra simplemente no funcione (por ejemplo, en la luz larga y luz corta) por lo que el problema generalmente es ligado a las bombillas. Generalmente se emplean bombillas de doble filamento, y es por ello que debemos verificar cuidadosamente que uno de ellos pueda estar en corto mientras que el otro no (uno de los fallos más frecuentes).

Si solo tienen un filamento se deben extraer del faro y comprobar visualmente si están fundidas. Si el filamento está roto, la bombilla está fundida. Hay ocasiones en las que no se aprecia fácilmente, por lo que podemos conectarla en el portabombillas del lado opuesto y ver si ilumina. Si tampoco se enciende es que está fundida.

Es importante que en la extracción y colocación de bombillas no toquemos el cristal y evitar que se roce o golpee. También tenemos que tener cuidado de no cortarnos por lo que es recomendable utilizar guantes.

La comprobación de los fusibles es sencilla. Buscamos en el manual del vehículo cuál es el fusible para cada elemento y su ubicación. Lo extraemos y comprobamos su estado, tanto de las conexiones del propio fusible como el aspecto del portafusibles.

Si el fusible reemplazado se quema en poco tiempo, es factible que haya algún cortocircuito en el sistema, para lo cual debemos analizar minuciosamente el estado de los cables, la conexión hacia los faros y el switch del circuito.

En el caso de tener que aislar los cables, lo recomendable siempre es trabajar con herramientas aisladas y protegidas, o bien, desconectar la batería. De esta forma, no solo estaremos previniendo daños a nuestra salud, sino que también protegeremos la integridad de los componentes eléctricos del coche.

Si los fusibles no presentan signos de corrosión, roturas o desgastes, entonces debemos comprobar que la conexión al portafusibles sea adecuada y no esté floja. Si el fusible no conecta firmemente, puede ocasionar un cortocircuito que dañe no solo los faros sino otros componentes eléctricos. En caso de sustituirlo siempre hay que colocar un fusible nuevo idéntico (mismo tamaño y amperios).

Esto, obviamente, es aplicable cuando dejan de funcionar solamente uno o varios faros, mientras que el resto tiene una normal utilización, y generalmente no es aplicable cuando no funciona ninguno.

Si hemos realizado las anteriores operaciones (sustitución de bombilla y cambio de fusible) y seguimos sin tener iluminación, el siguiente paso es realizar una comprobación visual de las conexiones. Hay que fijarse en el estado que presentan las conexiones de la bombilla y los cables más accesibles que llegan hasta el faro. Puede haber algún cable cortado o que los conectores se hayan oxidado, entre otras cosas.

Precio de cambiar las bombillas

Cambiar las bombillas halógenas del coche no lleva mucho tiempo y tampoco supone un gran desembolso económico. Una bombilla de posición cuesta unos 2 euros, mientras que una de lámpara de cruce puede ir desde los 5 hasta los 25 euros aproximadamente y dependiendo de la calidad de la misma y de si se vende individualmente o por pareja. De todos modos, depende del tipo de bombilla utilizada por cada modelo para cada función. Hay coches que utilizan una misma bombilla de doble filamento para cortas y largas.

Si hablamos de lámparas de xenón, el precio es más variable y aún más elevado. Podemos hablar de algunos productos cuyo precio es de unos 35 euros por lámpara, aunque si son de marca reconocida pueden llegar a duplicarlo.

Problemas con los faros de xenón

Luces de xenón

Los faros de xenón comenzaron a llegar a los coches de alta gama en los años 90 y principios del 2000. Pocos años más tarde ya se ofrecían -normalmente como equipamiento opcional- en algunos modelos de marcas generalistas. La principal ventaja es que su capacidad de iluminación es muy elevada, mucho más que la de cualquier halógeno. Tienen más alcance y más intensidad. Además, su tonalidad blanca reduce el cansancio de la vista al conductor.

Las desventajas de los faros de xenón es que son bastante más caros que los halógenos; de ahí que solo calara entre los coches de alta gama. Y ya no solo nos referimos a la hora de comprar el vehículo, sino por el mantenimiento y reparaciones de su sistema, ya que es más complejo. Se compone principalmente de un módulo electrónico, una bobina de reactancia y la lámpara. También suelen deslumbrar más al resto de usuarios, especialmente en vías de doble sentido.

Si notamos que la luz de un faro de xenón no se enciende lo primero que tenemos que hacer es comprobar si la bobina realiza intentos de encendido. Esto se nota si nos ponemos cerca del faro, ya que hace un pequeño ruido. En tal caso, muy probablemente estará fallando la propia bombilla de xenón. No nos complicamos y probamos utilizando la lámpara del faro opuesto para comprobarlo.

En el caso de que la bobina no haga ruidos intentando encender la bombilla, tenemos que comprobar el fusible. Como en los coches con bombillas halógenas, miramos en el manual de instrucciones su ubicación y comprobamos su estado. Si está fundido lo tenemos que sustituir por otro de idénticas características. Si se encuentra bien, probablemente la avería venga de la bobina de reactancia.

Cuando oímos hablar de faros bixenón no estamos ante otro tipo de iluminación. Bixenón se dice cuando ese modelo utiliza lámparas de xenón tanto para la luz de cruce como para la de largo alcance, las largas.

Problemas con los faros de LED

Los faros de LED llevan unos años de moda y prácticamente han dejado obsoletos a los de xenón. Desde coches de alta gama hasta modelos utilitarios ya lo llevan de serie en sus equipamientos más altos. Sí, incluso un Seat Ibiza, por ejemplo. Su principal ventaja es que son mucho más eficientes que los focos tradicionales y también más que los de xenón. Además, su mantenimiento es inferior al de estos últimos ya que, en teoría, si no es por un problema eléctrico, no debería fundirse. Su vida útil es prácticamente la misma que la del coche.

La principal pega de estos sistemas de iluminación LED es que generan mucho calor. Se alcanzan temperaturas muy elevadas y los fabricantes tienen que introducir sistemas de refrigeración para bajar esa temperatura.

Por su complejidad y porque prácticamente todos los componentes van integrados en el propio foco, pocas son las comprobaciones que un usuario normal puede realizar con pocos medios de estos faros de LED. En el caso de notar anomalías, o si directamente no funcionan correctamente, no tendremos más remedio que llevar nuestro coche al servicio técnico.

Problema luces de LED


5 comentarios, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   oble dijo

    temgo una falla en las luces estacionarias preventivas me comentan que se trata del relay quisiera saber donde se encuentra para cambiarlo gracias

  2.   walter fuentes dijo

    hola que tal yo quiero comprar faros para mi peugeot 406 como se ven en este portal ustedes me lo pueden suministrar o me pasan alguna empresa que se dedique a la venta e de los mismos y la gestión administrativa para hacerlos llegar a Uruguay gracias

  3.   ORLANDO dijo

    HOLA BUENOS DIAS QUERIAHACERLES UNA CONSULTA, A MI COCHE LE HE PUESTO LUZ DE XENON H4 Y SIEMPRE SE ME QUEMA EL LADO DERECHO MIENTRAS QUE DEL LADO IZQUIERDO NO HE TENIDO PROBLEMAS, LO MISMO ME HA PASADO CUANDO ME PASE A LUZ LED SE ME SIGUE QUEMANDO LA LAMPARA DEL LADO DERECHO, MI PREGUNTA ES SI SERA UN PROBLEMA DE QUE LA MASA ESTE MAL O ESTE EN CORTO ALGUN CABLECITO. TODAVIA NO LO HE HECHO CHEQUEAR. MUCHAS GRACIAS

  4.   JORGE dijo

    Buenas noches amigo tengo una consulta, hace un año aprox yo mismo instale unas leds asi de la marca INFITARY, pero hoy dejo de prender una, pense al principio que se habia quemado pero luego de probarla note que no, bueno resumiendo, es una H11 cuando conecto una luz halogena, ésta si enciende, pero al ponerle la luz led, no enciende, solo me pasa esto con un socket, a que se puede deber este comportamiendo, ayudame porfa acá los mecanicos no tienen mucha idea de esta clase de luces asi que dudo que puedan solucionarmelo, gracias

    PD: He comprobado que el fusible se encuentra en buenas condiciones

  5.   Mario Salas dijo

    Ultimamente se ha estado apagando los faros del vehículo, en baja funcionan normal, pero en alta no prenden