Prueba Opel Astra Sports Tourer (familiar) 1.2 Turbo gasolina 130 CV

Prueba Opel Astra Sports Tourer

Opel presentaba hace unos meses la renovación de uno de sus modelos más respetables de las últimas décadas, el Opel Astra. Se trata de la sexta generación, aunque la marca del rayo la cuenta como la undécima porque este coche es el sucesor directo del mítico Opel Kadett, del que se produjeron cinco generaciones distintas.

Sea como fuere, el nuevo compacto está aterrizando ahora en los concesionarios, pero hoy vamos a hablar del nuevo Opel Astra Sports Tourer, que es la carrocería familiar. Nos hemos desplazado hasta Alemania, a la fábrica de Opel en Rüsselsheim, para conocerlo a fondo y poder probarlo en una primera toma de contacto.

Antes de entrar de lleno con el Astra familiar, es importante mencionar un par de cosas. La primera es que Opel es una de las marcas más antiguas, con 160 años de vida aunque es cierto que primero se dedicaron a las máquinas de coser y a las bicicletas, hasta que llegaron los coches. Volviendo al presente, o más bien al futuro a muy corto plazo, la marca alemana ya ha dicho que en 2028 sólo venderán coches eléctricos (en Europa).

Así es el nuevo Opel Astra ST

Prueba Opel Astra Sports Tourer frontal

Poco tiene que ver este nuevo Opel Astra ST con aquel primer Kadett Caravan de 1963 de la firma alemana. No es para menos, pues han pasado casi 60 años desde entonces. Si hablamos de dimensiones, este Astra ranchera mide 4,64 metros de largo y tiene una batalla de 2,73, con una altura de 1,48 metros y una anchura de 1,86.

Como era de esperar, el frontal es idéntico al de su hermano de cinco puertas. En esta parte destaca la calandra denominada Opel Vizor, con los faros matriciales IntelliLux en las versiones superiores, así como un diseño totalmente distinto al de su primo hermano, el Peugeot 308 (vídeo prueba). Stellantis ha querido diferenciar bien un modelo de otro.

Prueba Opel Astra Sports Tourer trasera

Por su parte, la zona posterior tampoco cambia demasiado las líneas generales respecto al hatchback, pues el estilo de los pilotos de led es prácticamente idéntico. En mi opinión, y aunque esto es algo totalmente personal, me da la sensación de que queda demasiada chapa a la vista, pues los faros traseros son muy pequeños.

Objetivamente, me parece poco acertado que la luz de marcha atrás esté en el borde inferior del paragolpes. Como sucedió en el propio parking donde recogimos los coches, el Astra que teníamos delante puso la marcha atrás pero no la veíamos, ya que estábamos relativamente cerca de él y nuestro capó nos impedía verla.

El interior del Astra se renueva por completo

Prueba Opel Astra Sports Tourer interior

Pasamos al habitáculo, donde también vemos un cambio completo respecto al anterior. Este nuevo Opel Astra L estrena un nuevo cuadro de instrumentos de 10 pulgadas totalmente digital y ligeramente personalizable, así como una pantalla táctil de idéntico tamaño en el centro del salpicadero como sistema multimedia.

La parte positiva es que el infoentretenimiento mantiene algunos botones físicos para funciones principales, así como para el manejo del sistema de climatización o el audio. El volante también es de nuevo diseño, con un radio inferior muy fino y botones en negro brillante como principales puntos destacados.

Prueba Opel Astra Sports Tourer pantalla táctil

Y hablando del negro brillo, es una lástima que toda la zona de las pantallas, los botones del volante y la zona de la consola central esté terminado en este acabado plástico tan sucio. Sí, es muy bonito cuando está completamente limpio, pero se enguarra con muchísima facilidad y tiende a arañarse demasiado pronto.

Por otro lado, los tapizados y acabados son correctos. No transmiten una altísima sensación de calidad, quedando un escalón por debajo del Peugeot 308, pero son muy del estilo tradicional de Opel. Destacan por encima de todo los asientos AGR, de gran ergonomía, y la posibilidad de tener multitud de funciones eléctricas además de masaje y calefacción.

Más que correctas plazas traseras y maletero

Prueba Opel Astra ST plazas traseras

En cuanto al espacio se refiere, tanto en las plazas delanteras como en las traseras podríamos decir que se encuentra en el estándar o en la media de la categoría. Delante hay buen espacio en todas las direcciones y el acceso es sencillo, además de suficientes huecos para dejar objetos.

Tampoco es complicado acceder a la fila trasera y, una vez dentro, se nota que tenemos una mayor distancia entre ejes (57 mm más) que en el compacto, pues nos queda más espacio para las rodillas. La distancia para la cabeza no es sensacional, pero sí correcta, y por último la plaza central no es muy práctica por dureza y tamaño. Por cierto, el respaldo se puede desplegar para contar con un reposabrazos.

Prueba Opel Astra Sports Tourer maletero

Respecto al maletero, gracias a la mayor boca y un umbral más bajo, se carga y descarga más fácilmente. A ello hay que añadir que el volumen crece considerablemente, llegando hasta los 597 litros de capacidad, ampliables a 1.634 si abatimos los asientos posteriores. Eso sí, en el caso de la variante PHEV (híbrida enchufable) perdemos el doble fondo y la capacidad total es de 516 litros, que se convierten en 1.553 con los asientos tumbados según la ficha técnica.

Opel Astra 2022: Motores disponibles

Pasamos ya al apartado de motores, donde no tenemos una gama amplísima, pero sí sensata. Todas las versiones son de tracción delantera y, como sabéis, recurre a la plataforma EMP2 de Stellantis, compartida con multitud de modelos de varias marcas.

En diésel sólo podemos optar por el 1.5 litros de 130 CV, que se oferta tanto con cambio manual como con la caja automática EAT8. Mientras, en gasolina podemos escoger el 1.2 Turbo de tres cilindros con 110 y 130 CV manuales o automático en el caso del más potente.

Prueba Opel Astra ST PHEV enchufable

Por el momento, la única versión con etiqueta Cero emisiones de la DGT es la híbrida enchufable. Esta variante PHEV da 180 CV y homologa una autonomía eléctrica de 60 kilómetros, con una batería de 12,4 kWh. Y digo por el momento porque en 2023 aterrizará el primer Opel Astra totalmente eléctrico, del que apenas tenemos informaciones.

Al volante del Astra gasolina 130 CV manual

Durante esta presentación hemos conducido principalmente una mecánica que será de las más demandadas en España. Nos hemos puesto a los mandos del Opel Astra Sports Tourer gasolina de 130 CV con cambio manual. Su par motor es de 230 Nm desde 1.750 rpm y logra una velocidad máxima de 210 km/h, que desgraciadamente no hemos podido comprobar por ninguna Autobahn.

Prueba Opel Astra ST manual

De los motores de tres cilindros del mercado, este 1.2 es de los que más me gusta por su respuesta. Muestra ligerísimas vibraciones al arrancar y, en aceleraciones, se nota que no tiene un sonido tan redondo. Pero como digo, la entrega de energía es buena y suave en casi todos los coches que he probado con este propulsor.

Artículo relacionado:
Opel Astra: Cinco generaciones y 15 millones de unidades en tres décadas

Su par motor máximo está disponible desde muy abajo, por lo que no es necesario recurrir demasiado al cambio de marchas. Luego, en la zona media del cuentavueltas responde con contundencia, ofreciendo una buena solvencia y no obligándonos a llevar el motor muy arriba para extraer buenas prestaciones.

Apuesta por el confort, sin perder dinamismo

Prueba Opel Astra ST gasolina 130

Por lo demás, la puesta a punto del conjunto es razonable, ya que busca principalmente el confort de marcha pero sin permitir oscilaciones notables de la carrocería en giros bruscos. Muy del estilo Opel.

No será el coche con el que más te diviertas si te gusta practicar una conducción deportiva, pues la dirección no informa demasiado y, como decía, tampoco tiene un tarado firme del chasis. Está orientado a una conducción normal, relajada, sin tampoco dejar completamente de lado el hecho de que, tal vez, algún día conduzcamos con algo más de prisa.

Aunque lo hemos conducido mayormente por carreteras en buen estado, la impresión que nos ha dado es que se trata de un coche cómodo también por su buen aislamiento, pues apenas llegan ruidos aerodinámicos o de rodadura al interior. Esto siempre es muy de agradecer e incrementa la buena percepción del coche, pues el confort acústico también es importante.

Conclusiones tras probar el Opel Astra familiar

Prueba Opel Astra L

El Opel Astra Sports Tourer tiene prevista su llegada al mercado a finales de este 2022, pero desgraciadamente todavía desconocemos sus precios y equipamientos concretos para España.

Lo que sí sabemos de seguro es que al menos existirán las terminaciones Elegance, GS Line y Ultimate, y en cuanto a los precios, podemos hacernos a la idea de que será entre 1.000 y 2.000 euros más caro que la carrocería de cinco puertas.


En resumen, el Opel Astra familiar sigue siendo un producto sensato, con mucho espacio de carga y una habitabilidad más que suficiente para cuatro adultos de tallas normales. De hecho, ahora que el Insignia desaparece, lo es aún más. No es un coche lujoso o de diseño rompedor, queriendo ser una alternativa entre productos discretos a nivel visual y con un precio razonable.

No le faltan rivales, pues el segmento C sigue teniendo muchas bocas para las que repartir el pastel. Ford Focus, Seat León, Hyundai i30, Kia Ceed, el propio Peugeot 308 o el Toyota Corolla cuentan con versiones familiares para aportar ese plus de espacio y polivalencia. Veremos si este Opel es capaz de llevarse la mejor parte.

Galería Opel Astra Sports Tourer


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.