Mercedes Clase T

  • Carrocería monovolumen
  • Puertas 5
  • Plazas 5
  • Potencia 95 - 131 cv
  • Consumo 5,3 - 6,8 l/100km
  • Maletero 520 litros
  • Valoración 4,5

El segmento de los monovolúmenes está de capa caída en Europa. Los vehículos más familiares han cedido su espacio a los todopoderosos SUV. La oferta cada vez es menor. Los modelos más tradicionales han desaparecido o se han reconvertido. El Mercedes Clase T es un modelo inédito en la casa germana lanzado a mediados de 2022, un monovolumen derivado de un industrial, el Mercedes Citan, que busca tentar a esa clientela polivalente y racional.

Un SUV no es capaz de igualar las capacidades habitacionales de un monovolumen. La forma comprometida por el diseño reduce el espacio de carga o la versatilidad interior. En el Clase T la función está al servicio de la forma, lo que permite maximizar el espacio interior y las opciones habitacionales. Por el momento sólo se ha anunciado en una versión para cinco pasajeros, aunque se espera la llegada de una versión de siete plazas.

Características técnicas del Mercedes Clase T

Mercedes Clase T delantera

Aunque Mercedes tiene varios monovolúmenes entre sus filas, el Mercedes Clase B y el Mercedes Clase V, el Clase T es el primero de su especie y no debe confundirse con el Mercedes Citan Tourer. En este caso hablamos de un turismo familiar con las líneas del industrial y pequeños cambios. Bajo su carrocería se esconde la plataforma CMF-C compartida con la alianza Renault-Nissan. Es la misma que podemos ver en el Renault Austral o en el Nissan Qashqai.

En este caso se adapta para un monovolumen perteneciente al segmento de los compactos. La versión inicialmente lanzada alcanza unas cotas con 4,5 metros de largo, 1,86 metros de ancho y 1,81 metros de alto. A esas medidas hay que sumar una distancia entre ejes de 2,72 metros, lo que se traduce en un generoso espacio interior para un máximo de cinco pasajeros. (Más adelante se lanzará la versión de siete plazas y tres filas)

Tres de ellos se instalan en una banqueta trasera con tres asientos funcionales y capaz de plegarse en una proporción 60:40, donde incluso tres sillas infantiles pueden acoplarse perfectamente. En lo que a capacidad de carga se refiere, el Mercedes Clase T ofrece un maletero con 520 litros de capacidad mínima, ampliables por encima de los 2.000 litros al abatir por completo la segunda fila de asientos.

Gama mecánica y cajas de cambio del Mercedes Clase T

Mercedes Clase T lateral

Hablamos de una compra lógica y racional donde las prestaciones quedan lejos de las necesidades principales de los clientes. Por ese motivo la gama mecánica del Clase T luce una variada oferta de motores diésel y gasolina. Una oferta de potencia baja y media que a partir de 2023 contará con la incorporación de una versión 100% eléctrica que recibirá el nombre de Mercedes EQT.

Por potencia, la gama arranca con el T 160 d. Se trata de un bloque de cuatro cilindros y 1.461 centímetros cúbicos turboalimentado que desarrolla 95 caballos y 260 Nm de par motor. Tras esta unidad se posiciona el T 160 de gasolina con motor turbo de cuatro cilindros 1.333 centímetros cúbicos. Alcanza una potencia de 102 caballos y 200 Nm de par motor.

En un tramo más prestacional encontramos al T 180 d. Empleando el mismo motor diésel anteriormente mencionado, el rendimiento asciende hasta los 116 caballos y 270 Nm de par. Por último, está el T 180 de gasolina y motor de 1.333 centímetros cúbicos. Ofrece un máximo de 131 caballos y 240 Nm de par motor. Todas las versiones pueden asociarse a un cambio manual de seis velocidades o a una transmisión automática de siete marchas.

Equipamiento del Mercedes Clase T

Mercedes Clase T salpicadero

Aunque el Clase T es un modelo inédito, todo el mundo esperaba que Mercedes siguiese la misma línea de éxito que en su día emprendió con el Mercedes Vito y el Clase V. Sin embargo, en esta ocasión las diferencias son mínimas. La presentación del habitáculo es casi idéntica salvo por pequeños detalles. Sí que se mejora la calidad, dando acceso a tapicerías más refinadas en piel y diferentes molduras decorativas.

Como ya es habitual en la casa, Mercedes propone diferentes líneas de acabados: Base, Style y Progressive. Además de equipamiento, las principales diferencias entre ellas radican en lo estético, pudiendo disponer de elementos personalizados en cada caso. De esta forma, la marca separa un poco más las líneas del modelo industrial del turismo familiar.

En lo que a equipamiento se refiere, el Clase T luce elementos típicos de cualquier turismo. Destacan los faros Full LED, llantas de 16 pulgadas, acceso y arranque sin llave, Android Auto, Apple CarPlay, sistema multimedia con pantalla táctil de 7 pulgadas, navegador, mando fónico y múltiples asistentes a la conducción y elementos de seguridad.

El Mercedes Clase T en vídeo

Rivales del Mercedes Clase T

Aunque los monovolúmenes están destinados a desaparecer, la oferta de familiares derivados de industriales ha crecido exponencialmente en los últimos años. El Mercedes Clase T tendrá que enfrentarse a modelos similares como: Renault Kangoo, Volkswagen Caddy, Peugeot Rifter, Citroën Berlingo, Opel Combo, Toyota Proace City Verso o Ford Turneo Custom. Todos ellos similares por concepto, aunque dispares por precio o mecánicas.

A destacar

  • Equipamiento
  • Versatilidad
  • Espacio interior

A mejorar

  • Precio elevado
  • Poca personalización
  • Aspecto industrial

Precio del Mercedes Clase T

A pesar de tratarse de un Mercedes, el Clase T se ofrece a los clientes con un valor de venta muy ajustado. El precio de salida del Mercedes Clase T es de 28.062 euros, sin ofertas o promociones. Esa cantidad hace referencia a un modelo T 160 con acabado base. La versión más cara es el T 180 d con acabado Progressive y cambio automático. Su precio arranca en los 35.630 euros, sin ofertas o promociones.

Galería de imágenes

El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.