ROBORACE, o por qué deberías ir desempolvando tu viejo Scalextric

ROBORACE carreras coches autónomos

El coche autónomo es más una realidad que un futuro próximo. En España ya es legal, bajo diferentes condiciones, circular con un coche autónomo, pero parece que la competición también va a sufrir esta revolución. De la mano de la Fórmula E llega ROBORACE, un futuro campeonato de coches autónomos que hará que te plantees empezar a entrenar con tu viejo Scalextric.

Si algo que los amantes del motor no entendemos es por qué la inteligencia artificial debe manejar nuestro coche. Pues ahora ponte en el lugar de un espectador de una carrera de coches, una carrera donde 20 robots con coches idénticos lucharán por la victoria. ¿Tiene sentido? Pues vamos a ver que tiene tanto como tan poco.

ROBORACE carreras coches autónomos

Para un fabricante la competición siempre ha sido una cuestión de imagen y desarrollo. A lo largo de la historia las carreras han servido de laboratorio para el desarrollo no sólo de los coches de competición, sino también para futuras aplicaciones en coches comerciales. De ahí han salido innovaciones como las levas en el volante y ahora buena parte de soluciones híbridas, sin ir más lejos.

ROBORACE se ha anunciado por parte de Alejandro Agag, el director general de la Fórmula E, y nos promete este campeonato autónomo para la temporada 2016-2017. En otras palabras, parece que lo tienen todo más que atado y que será una realidad en el corto plazo. Complementará a la misma Fórmula E que ya causó sensación al crear un campeonato de alto nivel con coches eléctricos.

ROBORACE carreras coches autónomos

El siguiente nivel nos deja con una inteligencia artificial que será la que deba asumir el control del coche y pelearse con el resto de rivales. Como cada coche será idéntico, cada equipo deberá desarrollar la programación de su robot. Probablemente los pilotos pasen de poner a punto las suspensiones o la entrega de potencia del motor a enseñar una estrategia de carrera a un robot.

Es un escaparate tecnológico, sí, pero también un magnífico laboratorio teniendo en cuenta la revolución que se nos avecina en coches de calle. Citroën ha demostrado ya que está trabajando en la tecnología autónoma, por lo que no sería de extrañar que formara un equipo en la nueva ROBORACE. Audi está también desarrollando coches autónomos capaces de ser más rápidos que un piloto humano en circuito. Serán varios fabricantes los interesados en desarrollar allí su incipiente tecnología.

ROBORACE carreras coches autónomos

Por otro lado, serán varias marcas las que, una vez implantada la conducción autónoma, quieran que su nombre aparezca escrito en la máxima categoría de competición de coches que se conducen solos. Al fin y al cabo las carreras son un elemento más de marketing, y los fabricantes más poderosos deberían de formar filas aquí.

El problema es que hablamos precisamente de competición, donde además de tecnología, trabajo y miles de millones de euros invertidos, existe un componente inherente al ser humano. La pasión. ¿Cuántas veces nos hemos hartado de escuchar que la Fórmula 1 se acaba si no hay público? ¿Cuántos campeonatos han muerto por no tener seguidores? Permíteme decirte que la Fórmula E no ha sido precisamente un éxito de masas.

ROBORACE carreras coches autónomos

Ahora pon en la pista un coche en el que no hay ningún piloto al que puedas animar. Ningún piloto al que puedas aplaudir por un adelantamiento extremo. Ningún piloto al que puedas regañar por dar un toque a tu héroe sobre la pista. ROBORACE tiene la pinta de que va a ser menos emocionante que una carrera de Scalextric, donde al menos hay “pilotos” detrás del mando.

Habrá que saber si de verdad la afición aceptará esto. Cuidado, que no significa que el fin de las carreras con pilotos vaya a legar a su fin. Pero las carreras necesitan emoción a base de espectadores, de fans, por mucho que a todos en el fondo nos intrigue esto de ver robots luchando entre si. ¿Tomarán decisiones arriesgadas? ¿Cometerán errores?

ROBORACE carreras coches autónomos

Muchas veces nos venden esto de la tecnología autónoma en la calle como un elemento más de seguridad, estamos de acuerdo. Pero visto así, ¿no sería mejor trabajar desde casa? Las carreras de coches autónomos casi me dan lo mismo a pensar. ¿Por qué no montar un simulador en las oficinas de cada equipo y retransmitir las carreras? Porque no hay demasiado que innovar en materia de tecnología aplicable a la calle. Está claro. Por eso no deberían de vendernos la seguridad como uno de sus argumentos.

ROBORACE parece ya más que una realidad, y si se lleva a cabo es porque hay interés por parte de algunos fabricantes. Y cuando digo fabricantes no me refiero únicamente a marcas de coches (robots), sino también a desarrolladores de software. Sin duda se creará un nuevo negocio tecnológico que tendrá futuro si el coche autónomo finalmente acaba implantándose en las calles. En definitiva, que los domingos a medio día tal vez cambies el mando de la televisión o tu butaca en la recta de meta del circuito por un mando de Scalextric. Ponte a entrenar, nunca estarás tan cerca de ser piloto.

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche
Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *