Conoce todo lo que esconde el número de bastidor de tu coche

Número bastidor Tesla

El número de bastidor del coche, también conocido como el número VIN, es como el DNI de nuestro vehículo. Es el número de chasis identificativo, único y exclusivo de cada coche del mercado. Ahora bien, ¿qué nos indica esta serie de dígitos?

Gracias al número de bastidor podemos conocer e identificar las características principales del vehículo: motor, caja de cambios, transmisión, sistema de frenado, color, fecha y lugar de la primera matriculación del vehículo, etc. Pero no solo esto, va mucho más allá. Podríamos decir que se trata de un “DNI ampliado” con el que sabremos hasta el “grupo sanguíneo” del coche.

Con el número de bastidor podremos conocer al completo el historial del vehículo: todos esos datos que el conductor principal o futuro comprador del vehículo deba conocer. Estas informaciones son las revisiones que pasa el coche, reparaciones, etc. Todo esto queda reflejado en el historial del vehículo.

Así pues, con el VIN podremos ver si el coche en cuestión ha sufrido algún accidente, cuantos kilómetros llevaba en un momento en concreto, si se ha manipulado el cuentakilómetros, si ha sido robado o vendido, si está de alta o ha estado alguna vez de baja, etc.

¿Para qué sirve comprobar este número?

Si queremos comprar un coche de segunda mano, lo primero que deberíamos hacer es comprobar el VIN del vehículo para asegurarnos que todo está en regla y que no se trata de un coche robado.

Así, deberíamos comprobar que el número de bastidor que aparece en la ficha técnica concuerda con el que tiene el vehículo en las diferentes zonas donde podemos encontrarlo (ver más abajo).

Si el número no concuerda, lo más probable es que se trate de un coche robado. También podemos encontrarnos en la situación de que el VIN esté borrado o sea ilocalizable, si es así, no deberíamos comprar ese coche ya que será robado.

Por otra parte, también es muy útil para los talleres, ya que además de obtener la información técnica del vehículo y sus antecedentes permite elaborar un presupuesto ajustado a la hora de afrontar reparaciones.

Además, las aseguradoras, la propia administración o los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado también pueden aprovechar el número de chasis de los coches a la hora de hacer su trabajo.

Cómo localizo el número de bastidor

Al principio puede resultar complicado saber dónde se encuentra el número de bastidor, pero realmente resulta muy sencillo localizarlo. No existe una ubicación estándar o predefinida del VIN, así que según el fabricante, podremos encontrarlo en sitios diferentes. Por regla general, lo podemos encontrar en estos sitios:

  • Bajo el capó
  • En el compartimiento del motor
  • Dentro del habitáculo (bajo el asiento del copiloto, en el salpicadero, en la puerta del conductor, etc.).
  • En la ficha técnica del vehículo

Cómo leer el número de bastidor

Antes de nada, si tienes un coche fabricado antes de 1980, deberás saber que no dispone de número de bastidor unificado, ya que aún no existía ningún sistema numeración regulado a nivel general para los vehículos; sino que cada fabricante creaba sus propios números y códigos.

Desde 1981, se decidió que todos los vehículos tuvieran un número de identificación siguiendo una estructura única, lo que se conoce técnicamente como el estándar ISO 3779.

Saber dónde localizar el número de bastidor es una tarea sencilla, lo único complicado es saber interpretar los números y letras que hay en este código. Antes de nada, debemos saber que hay dos modelos: el europeo y el estadounidense.

Según el fabricante de nuestro coche, el número de bastidor estará en un formato o en el otro. Cómo ya hemos dicho, el sistema europeo se basa en la norma ISO 3779, al igual que el estadounidense, la diferencia está en que este último es un poco más estricto.

Todos los números de bastidor o VIN están compuestos por una serie de 17 caracteres, incluyendo números que van del 0 al 9 y letras (salvo la I, la O, la Q y la Ñ).

Obviamente, no son números al azar y sin sentido alguno, para cada dato se utiliza un carácter en concreto. Por ejemplo, para saber el año de fabricación de un coche que va de 1980 a 2030, se utiliza un número o letra en concreto. Exceptuando los coches fabricados entre 2001 y 2009, cuando se decidió que el año se reflejara con un número.

Número de bastidor europeo

Ejemplo: VSSZZZ1MZ2R040807

Tenemos un total de 17 caracteres, veamos para que sirven todos ellos:

Los tres primeros (VSS) corresponden al código mundial del fabricante en cuestión:

  • El primer carácter se refiere al país de fabricación (W-V en caso de los españoles),
  • El segundo a la marca (Audi es la A, BMW la B o Volkswagen la W)
  • El tercero se refiere al fabricante.

Entre las posiciones del 4 al 9 (ZZZ1MZ), se pone la serie. El fabricante, a su criterio, rellena las posiciones no utilizadas con letras o números.

  • La posición 10 (2) concierne al año del modelo.
  • La 11 (R), para la planta de fabricación del vehículo.
  • Del 12 al 17 (040807), informa del número de producción.

Número de bastidor americano

Ejemplo: VSSZZZ1MZ2R040807

Los tres primeros caracteres (VW1) indican lo mismo que el modelo europeo. A partir de aquí empiezan las diferencias.

A continuación, encontramos una combinación de 6 letras y números (ZZZ1MZ) que indican la descripción del vehículo:

  • Los 5 primeros caracteres (ZZZ1M) indican la serie, tipo de motor y acabado; la última cifra (Z), el número de control.

Los ocho últimos dígitos (2R040807) hacen referencia al indicador del vehículo:

  • El primero (2) indica el año del modelo.
  • A continuación, aparece el caracter (R) que indica la planta de fabricación.
  • Los 6 últimos números o letras (040807) corresponden al número de producción del coche.

Aplicaciones móviles

Cómo ya hemos visto, gracias al número de bastidor podemos saber multitud de aspectos y características de un vehículo en concreto. Con los años, los fabricantes han desarrollado aplicaciones y gadgets capaces de transmitir información actualizada de nuestro vehículo directamente a nuestro Smartphone.

Gracias a estas App’s, podemos conocer al instante datos de nuestro vehículo como el consumos de combustible, kilómetros del coche, presión de los neumáticos, mantenimiento, garantía del vehículo, ubicación actual, etc. Un buen ejemplo es la app que tiene Ford, el FordPass Connect, que te permite ver a tiempo real el estado de tu coche.

App de Ford mediante número de bastidor

¿Cómo es posible? Mediante la sincronización de nuestro Smartphone con el vehículo mediante su número de bastidor.

Como vemos, el VIN o número de chasis identificativo comporta un gran abanico de posibilidades si queremos saber todo sobre nuestro coche, un seguido de informaciones que no deja indiferente a nadie y que va desarrollándose aún más con el paso de los años.

Te puede interesar

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche