El Parlamento Europeo empieza a tomar serias medidas contra las emisiones

Humo coches

El escándalo del dieselgate destapado tras las irregularidades cometidas por el fabricante Volkswagen ha puesto a buena parte del planeta en contra de los turismos diésel. Cada vez más fabricantes reducen sus inversiones en este tipo de mecánicas e invierten en I+D en nuevas soluciones propulsoras. Además, los clientes cada vez demandamos menos los vehículos de gasoil como vimos ayer mismo en la cuota de ventas de turismos en España según combustibles.

Parece ser que todo el mundo desconocía que las pruebas de homologación de vehículos se ajustan poco con la realidad, a la vez que la mayoría de personas vinculadas con el mundo del motor lo conocíamos. Muchos también reivindicábamos una reforma en estas pruebas, ya que el consumidor final es engañado: compra un coche que, en la vida real, gasta y contamina bastante más de lo que en las fichas de homologación se dice. Y no, el CO2 no es el único gas que los motores térmicos expulsan por el escape.

Las autoridades estaban al tanto de todo esto pero no realizaron absolutamente nada para cambiarlo. Podían haber exigido reformas de importancia en las homologaciones de vehículos y “apretar las tuercas” a los diferentes fabricantes. ¿Sería porque la industria automovilística tiene mucho peso en la economía? Seguro que por ello y por bastantes cosas más; el caso es que permanecieron con las manos quietas y la boca cerrada.

Por fortuna, parece que las autoridades quieren cambiar su forma de actuar, según lo declarado hoy en el Parlamento Europeo por los eurodiputados. Allí mismo también se ha reprochado que ninguna autoridad investigó o sospechó sobre la existencia de dispositivos de desactivación como el utilizado por Volkswagen, sin realizar comprobaciones más allá de las pruebas estándar.

¿Cuál es el plan para mejorar “controlar” a los fabricantes y mejorar la calidad de aire?

585 eurodiputados han votado a favor, 77 en contra y 19 se han abstenido. En cualquier caso, es un informe no vinculante, por lo que no es definitivo, pero podemos estar contentos por este primer paso y empezar a ilusionarnos por los siguientes puntos:

  • La responsabilidad de redactar iniciativas legislativas sobre calidad del aire y emisiones debe recaer en un único comisario y una única Dirección General, para mejorar el control y garantizar un enfoque coherente.
  • Rápida adopción de normas europeas sobre medición de emisiones en condiciones reales de conducción, que incluyan situaciones diversas y variaciones impredecibles, para detectar posibles dispositivos ilegales de desactivación como el utilizado por Volkswagen.
  • Los fabricantes deben compensar a los compradores de vehículos afectados por el escándalo. La Comisión también debe proponer normas para permitir demandas colectivas ante la justicia.
  • Las nuevas reglas de homologación deben adoptarse con rapidez, para dotar a la UE de un sistema de vigilancia con responsabilidades claras.

Revisión del sistema de homologación para evitar nuevos escándalos

Aparte, se pidieron cambios en las leyes de homologación de vehículos, incrementando también los controles y vigilancias sobre vehículos que ya estén en circulación. Los estados miembros de la UE deberán examinar anualmente, como mínimo, el 20 % de los coches comercializados en su país en el ejercicio anterior.

Si se “falsifican” los resultados de los test, el fabricante puede ser castigado con sanciones de hasta 30.000 euros por cada vehículo. Además, los ingresos obtenidos mediante las sanciones se utilizarán para apoyar la vigilancia del mercado, ayudar a consumidores afectados o proteger el medioambiente.

Contaminación Londres

Parece que el Parlamento Europeo tiene ganas de poner las cosas en su sitio con los fabricantes pero, como hemos citado anteriormente, no es vinculante. Veremos si finalmente toda esta valentía se confirma y, de verdad, las autoridades hacen algo más por mejorar nuestra calidad de vida y el aire de nuestras ciudades que subirnos los impuestos, restringirnos el uso de nuestros vehículos o privarnos de aparcar en determinadas zonas con medidas que no siempre “no parecen” del todo lógicas.

Sin duda, los coches que más sufrirán en este sentido serán los propulsados por motorizaciones diésel, aunque tal vez investiguen a fondo los vehículos de gasolina y nos llevemos alguna que otra nueva sorpresa. Porque sí, los coches de gasolina también contaminan más de lo que homologan y no todo lo que expulsan es CO2, un gas que, por cierto, no es tóxico ni directamente perjudicial para la salud; aunque sí aumenta el efecto invernadero.

Fuente – Parlamento Europeo

¿Necesitas peritar un coche?
¿Vas a comprar un coche y necesitas saber su estado? Para comprar tu nuevo coche con total garantía tienes que peritar tu coche con nosotros ¡A que esperas!
Peritar coche al mejor precio
Te puede interesar

6 comentarios

    1.    Actualidad Motor dijo

      Nos merecemos que los fabricantes reciban presiones y se pongan serios con ellos. Veremos si las autoridades son tan fuertes y valientes realmente como lo han querido decir hoy. Saludos ?

  1. Mientras merezca pasar la utv no lo cambio

    1.    Actualidad Motor dijo

      Esto no ha tenido nada que ver con las restricciones urbanas, sino con las homologaciones de vehículos nuevos. Un saludo ?

  2.   Carlos María dijo

    los usuarios sabían perféctamente que los consumos no eran los declarados, desde la segunda llenada de depósito

    1.    Actualidad Motor dijo

      Ahí está el tema ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *