Prueba Mazda CX-3 2018: nuevo diésel de 115 CV y gasolina de 121 CV

En Actualidad Motor hemos tenido la oportunidad de probar el Mazda CX-3 2018 en la presentación europea celebrada en Málaga. Se trata de una actualización del modelo que salió a la venta en 2015, al que se le han añadido nuevos equipamientos, nuevos motores y algunas mejoras de la insonorización y la suspensión.

En esta toma de contacto hemos podido poner a prueba el motor gasolina Skyactiv-G de 121 CV con cambio automático y el nuevo motor diésel 1.8 Skyactiv-D de 115 CV con cambio manual y tracción total, que ha sustituido al anterior con 1.5 litros y 105 CV. El funcionamiento de ambos motores ha sido muy satisfactorio durante la prueba, que incluía, autopista, carreteras comarcales y algún que otro camino de tierra.

Novedades estéticas del Mazda CX-3 2018

El diseño del nuevo Mazda CX-3 tiene una serie de novedades entre las que destacan la nueva parrilla delantera, con lamas de dos grosores diferentes. Ahora tanto los pilares como las molduras laterales y los faros antiniebla son de color negro brillante. En la parte trasera, el único cambio es que una parte del grupo óptico tiene forma de anillo.

En cuanto a las opciones de colores y llantas, el Mazda CX-3 2018 puede elegirse en color Soul Red Crystal con un coste extra de 700 euros. Un tono rojo intenso metalizado mucho más brillante, que ya estaba disponible en otros coches de la marca como el CX-5 o el MX-5. Las nuevas llantas de aleación de 18 pulgadas tienen un acabado bitono negro brillante y metalizado.

En el interior también se pueden apreciar algunas novedades como las nuevas tapicerías y los nuevos materiales para el salpicadero. Los asientos delanteros también han sido modificados para ser más cómodos, gracias a una acolchado más blando. Las salidas de aire también pueden elegirse en el color Soul Red Crystal.

Un nuevo diésel y dos gasolina revisados

De los dos motores probados, el que más no ha gustado ha sido el diésel por su mayor empuje y mejor relación entre potencia y consumo. Es suave y no tiene apenas vibraciones que se trasmitan al habitáculo. Además es de los diésel más silenciosos que hemos probado. La entrega de los 270 Nm de par máximo es entre las 1.600 rpm y las 2.600 rpm. Un rango de revoluciones no muy amplio, pero que, al mantener un buen nivel de par hasta por lo menos 3.200 rpm, ofrece suficiente elasticidad para no tener que cambiar de marcha continuamente.

El gasolina también tiene un funcionamiento muy suave. Es especialmente silenciosos al ralentí y a bajas vueltas, aunque cuando se superan las 3.000 rpm su sonido se deja oír bastante en el interior del coche. Sin embargo, su sonido no es molesto. Al desarrollar sus 207 Nm de par mucho más tarde que el diésel, requeriría utilizar el cambio de marchas con mucha más frecuencia. Pero ese problema no lo hemos tenido en la unidad que hemos probado, porque contaba con la caja de cambios automática. Muy recomendable por comodidad si se opta por este motor.

Los motores con los que se puede comprar el Mazda CX-3 son dos gasolina y un diésel: los Skyactiv-G 2.0 con 121 CV y 150 CV, y el Skyactiv-D 1.8 de 115 CV. Todos ellos se pueden elegir con el cambio manual de seis marchas o el automático de convertidor de par, con el mismo número de marchas. El gasolina más potente solo se puede elegir con tracción total.

Dinámica de conducción

Con respecto al Mazda CX-3 2015, este restyling de 2018 tiene solo algunas modificaciones dinámicas, en su mayoría para mejorar el confort de marcha. Entre ellas están una dirección revisada, los nuevos muelles de la suspensión, una barra estabilizadora más estrecha en el eje delantero y unos amortiguadores más anchos en esas mismas ruedas para compensarlo.

Su comportamiento en carretera nos ha gustado. Sin olvidar que estamos ante un SUV, al que le penalizan su mayor altura y por lo tanto balanceo de carrocería, el Mazda CX-3 es un coche ágil. No hemos notado diferencia de comportamiento en los tramos de carreteras de reviradas, pero sí una ligera mejora en la forma en la que absorbe los baches. En especial en la suavidad con la que afronta los típicos badenes de zonas residenciales.

Su altura libre al suelo es muy limitada (15,5 cm), por lo que no es un SUV pensado para rodar frecuentemente fuera del asfalto. Sin embargo, si se opta por la tracción a las cuatro ruedas se puede transitar por terrenos que limiten la tracción, como terrenos escarpados o zonas ligeramente deslizantes. Eso sí, no hay que olvidar que no es un todo terreno y se deben evitar los grandes desniveles y los terrenos abruptos.

También contribuye al confort del CX-3 2018 las modificaciones en sus aislamientos. Mazda ha dotado las puertas y el techo con unos revestimientos más gruesos para amortiguar más el ruido. Lo mismo ocurre con los cristales de las puertas, que son ligeramente más gruesos.

Nuevos equipamientos de serie

En cuanto al equipamiento, las unidades que hemos probado contaban con las novedades de 2018. Es decir, el freno de mano eléctrico, el reposabrazos central delantero, los sensores delanteros de aparcamiento y el programador de velocidad activo con función de arranque y parada para las versiones con cambio automático (funciona entre 0 y 200 km/h).

El funcionamiento del control de velocidad es muy suave. Mantiene la distancia con el coche que nos precede sin toques bruscos del freno o el acelerador. Algo que sí hemos podido ver en las ayudas a la conducción de coches como el Suzuki Swift. Su función con parada y arranque es muy agradable en atascos por la progresividad de la aceleración. Las mejoras del radar frontal también se dejan notar en la nueva mejora de la frenada automática de emergencia, que es capaz de reconocer peatones durante la noche para frenar por sí solo.

En el interior hemos podido probar el funcionamiento tanto del Apple CarPlay como del Android Auto. Que se han conectado con nuestros smartphones con mucha velocidad y sencillez. Quizá lo que hemos echado de menos es un espacio algo mayor para dejar teléfonos de gran tamaño, que junto con el cable quedaban algo grandes para los huecos disponibles.

Un detalle de Mazda que es de agradecer, es que los CX-3 anteriores a este restyling también pueden equipar Apple CarPlay y Android Auto. Es suficiente con solicitar una actualización (con un coste de 250 euros y podrán conectarse a los teléfonos como si fuesen la versión de 2018. El único requisito es que el coche ya tenga el sistema multimedia del acabado Zenith, que es el más alto.

Habitabilidad del Mazda CX-3 2018

En cuanto al espacio interior en el Mazda CX-3 2018, se mantiene sin cambios con respecto a la versión de 2015. Las plazas delanteras son lo suficientemente holgadas en el espacio para los hombros y la cabeza, aunque dos ocupantes pueden molestarse ligeramente en la zona del nuevo apoyabrazos. Las plazas traseras son algo más justas, por lo que no es recomendables para viajes largos con cinco personas. El maletero tiene una capacidad de almacenamiento de 350 litros.

Conclusión

El Mazda CX-3 es un coche que destaca por su diseño, calidad y cantidad de equipamiento. Aunque no es de los más baratos, sí que es muy buena opción si se busca un coche con mucho equipamiento sin que se acabe engrosando demasiado la factura. La diferencia de precio entre el acabado más barato y menos equipado y el de más alto nivel es solo de 2.805 euros, con el mismo motor, cambio y transmisión.

Los apartados en los que el CX-3 se queda algo corto son el espacio interior, sobre todo en las plazas traseras, y su limitada capacidad fuera del asfalto. Aunque estas carencias son más bien una cuestión de concepción del coche. Simplemente no busca a un público que priorice estos aspectos. A cambio, ofrece un diseño muy atractivo y uno de los mejores comportamientos en carretera dentro de su segmento.

A pesar de estas buenas cualidades, cabe la reflexión de por qué no optar por el Mazda3. Si la altura de los asientos no es una prioridad y no importan los 20 cm más de largo, este otro compacto de la marca japonesa también es muy buena opción. Con niveles de equipamiento prácticamente idénticos sustituye esa mayor altura por una calidad de rodadura y comportamiento mejores. No hay que olvidar que el Mazda3 comparte plataforma con el Mazda6, mientras que el Mazda CX-3 la comparte con el más modesto Mazda2.

Equipamientos Mazda CX-3 2018

Origin

  • Apoyabrazos central trasero con dos posavasos
  • Asiento del conductor regulable en altura
  • Asiento del pasajero ajustable en altura
  • Asientos traseros abatibles 60:40
  • Climatizador automático
  • Elevalunas eléctricos delanteros y traseros
  • Sensor de humedad
  • Volante con mandos de Audio y Bluetooth
  • Volante y palanca de cambios con revestimiento de cuero
  • Apoyabrazos central delantero
  • Espejo de cortesía (conductor y acompañante)
  • HMI Commander
  • Tapicería de tela negra
  • Testigo indicador de la presión de los neumáticos (TPMS)
  • Botón de arranque
  • Control de crucero
  • Freno de estacionamiento eléctrico
  • Ordenador de viaje
  • Retrovisor interior con antideslumbramiento automático
  • Limitador de velocidad ajustable
  • Alerón trasero
  • Faros halógenos
  • Llantas de aleación de 16″
  • Retrovisores exteriores calefactados, ajustables y plegables eléctricamente
  • 6 altavoces
  • Bluetooth (Phone/Audio)
  • Reproductor de CD
  • Sistema MZD Connect con pantalla táctil de 17,8 cm (7″)
  • 2 USB y 1 AUX
  • Radio
  • G-Vectoring control (GVC)
  • Asistente de arranque en cuesta (HHA)
  • DSC (Sistema de control de estabilidad)
  • Sistema de asistencia a la frenada en ciudad avanzado delantero (SCBS) con reconocimiento de peatones
  • Airbags frontales, laterales y de cortina

Evolution

  • Sensor de lluvia y luz
  • Limitador de velocidad ajustable
  • Retrovisores exteriores calefactados, ajustables y plegables eléctricamente
  • Retrovisores exteriores con plegado automático
  • Cristales traseros tintados
  • Sensores de aparcamiento trasero
  • Sistema de alerta de cambio involuntario de carril (LDWS)

Zenith

  • Android Auto / Car Play
  • Cámara de visión trasera
  • Sensores de aparcamiento delantero
  • Selector de modo de conducción (Solo con AT)
  • Levas en volante (Solo en AT)
  • Tapicería de tela y piel sintética
  • Acceso inteligente sin llave
  • Head Up Display a color
  • Sistema de navegación
  • Faldones laterales con moldura cromada
  • Faros antiniebla tipo LED
  • Faros Full LED
  • Faros traseros LED
  • Llantas de aleación de 18″
  • Paragolpes delantero con moldura cromada

Precios Mazda CX-3 2018

Motor Cambio Tracción Acabado Precio
Motor Cambio Tracción Acabado Precio
2.0 Skyactiv-G 121 CV Manual 6v Delantera Origin 20.645 €
2.0 Skyactiv-G 121 CV Manual 6v Delantera Evolution 22.145 €
2.0 Skyactiv-G 121 CV Automática Delantera Evolution 23.945 €
1.8 Skyactiv-D 115 CV Manual 6v Delantera Evolution 22.545 €
2.0 Skyactiv-G 121 CV Manual 6v Delantera Zenith 23.450 €
2.0 Skyactiv-G 121 CV Automática Delantera Zenith 25.250 €
2.0 Skyactiv-G 150 CV Manual 6v Total Zenith 27.750 €
2.0 Skyactiv-G 150 CV Automática Total Zenith 29.550 €
1.8 Skyactiv-D 115 CV Manual 6v Delantera Zenith 23.845 €
1.8 Skyactiv-D 115 CV Automática Delantera Zenith 25.650 €
1.8 Skyactiv-D 115 CV Manual 6v Total Zenith 26.650 €
1.8 Skyactiv-D 115 CV Automática Total Zenith 28.450 €

 

Galería Mazda CX-3 2018

¿Cuánto vale tu coche?
¿Quieres saber cuánto vale tu coche? ¿Estás pensando en venderlo? Te tasamos tu coche gratis y si te interesa, también te lo compramos.
Tasar coche GRATISTasar y vender coche
Te puede interesar


Periodista especializado en el mundo del motor. Me apasiona todo lo relacionado con los coches, la gasolina y, por qué no confesarlo, ahora también con los vehículos eléctricos. Desde Actualidad Motor trataré de contarte lo que necesites saber para acertar con la compra de un coche, además de las últimas noticias, anécdotas y curiosidades. Te puedo asegurar que con todo lo que ocurre en este sector no te aburrirás.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.